• Manuel Chocano
manuelchocano
-
-
  • País: Guatemala
 
Detesto mi trabajo, lo odio; a mis veintitrés años me parece el más nauseabundo que cualquier persona puede tener, es que al menos que me putearan en mi idioma pero oír las malditas frases en ingles de un montón de gringos rednecks, de los estados más espantosos de Estados Unidos, Kentucky, Alabama, Nebraska, Carolina del Sur, etc... Es una experiencia de lo peor, lo más bajo que alguien puede caer. Lo primero que me preguntan Luego de contestar el teléfono con mi acento fingido: Good morning Thank You for calling Fingerhut siempre es el:-¿Are you an american?-(¿Es usted americano?)Y yo:Of course ma´m, yes i´m an american (Claro señora Soy Americano)You sound Hispanic, let me speak wit your supervisor!!! (Usted suena hispano déjeme hablar con su supervisor!!!)Yes mam, sorry but there is not supervisor avaible her in this floor, (Si señora Perdón pero el supervisor no está disponible en el piso)But let me help you, i will try my best (pero dejeme ayudarle lo intentare de la mejor manera)Y la gringa con algo de sorna:I will let you, but i know that you do not speak the lenguage (se lo permitiré pero sé que usted no habla el idioma)Es ahi donde me dan ganas de decirle: -Listen you Mother Fucker Whitetrash gringa, papa sin sal de mierda, go find your stupid catalog y metaselo por el culo ,gringa hija de la gran puta, and then go to piss some fuckin raper that put in your dirty ass una gran pinga.-Obvio.- No lo he hecho sino ya me hubieran echado al carajo, no he renunciado, porque cuando empecé a trabajar acá me ofrecieron el oro y el moro, así que me metí a sacar un carro y una computadora al crédito, y una tarjeta que tengo topada, así que debo hasta los calzones, lo que he podido apañar miserablemente con el sueldo "Hecho para estudiantes" (si, como no) Todos los que conozco en esta empresa usurera y explotadora ya ni estudian porque el supervisor juega con los horarios para ayudar a su novia y sus amigas. Mientras todos los demás lumpen de este sistema esclavista trabajamos para que un montón de gringos nos insulten, y nos digan que no estamos en América.Los cubículos están uno tras otro, puedo incluso oler la comida que la gorda de Adriana comió anoche a través de su aliento de Hipopótamo, las computadoras dan fallas cada cinco minutos, y tenemos que hacer malabares para lograr solucionar los problemas por ejemplo de una gringa que compró una cama y la rompió haciendo el amor con el novio, y ambos pesan 300 kilos de pura queso burguesa. Así que el elefante pide una cama nueva, para que su novio y ella puedan make out.El elevador tiene olor a naftalina a la hora que llego 7:00 AM, y todos tenemos esa cara de preocupación, y ansiedad; lo sé porque hay espejos por todas partes, lo que significa que los constructores son unos malditos sádicos, la mezcla del stress y el adormimiento de la gente que va a trabajar a esa hora conforman la más fina expresión de pendejada en cada uno de esos rostros.Hay una mezcla de todo, en todas partes, (ecléctico dicen) pero el edificio de la oficina me parece la estructura más absurda jamás construida, La ciudad de Guatemala está en un valle, si bien el nuestro es un clima semitropical en verano hace un calor asqueroso, y algún arquitecto imbécil de esos oligarcas enamorados con la estructura de Miami, se le debe haber ocurrido la maravillosa idea de hacer unos ventanales gigantescos, justamente hacia el oriente, pasamos asoleándonos toda la puta mañana durante el verano y el invierno, y ojo, nosotros no tenemos aire acondicionado; no, eso es solo un lujo para los jefes.Hace poco tenía ganas de comprar una Uzi, y llegar disparándoles a todos los hijoe'putas que trabajan en ese lugar, para luego tirarme del piso 14 y terminar con mi vida. Pero luego pienso que no soy suicida, y que me daría cólera terminarme muriendo por esa bola de bueyes cabrones, eso de la metralleta y de matarlos a todos, se me repetía constantemente en el pensamiento.Hasta que... Ella apareció.Solo verla es un oasis para mí, me fascina verla en el "brake" No es descanso, en estas empresas de mierda, no hay descanso es un "Brake" de quince minutos  hasta eso me tiene hasta los huevos.Pues en el Brake ella fuma y lee, y yo me paso como diez de los quince minutos viéndola, no habla con nadie, y siempre se deshace hábil, y amablemente de todos los avances que los compañeros hacen.Yo la miro también todos los días temprano en la entrada, debemos tener el mismo cronometro interno porque siempre nos cruzamos en la puerta del trabajo, es alta, con rasgos finos como de elfa, el pelo castaño, y una cintura estrechísima como del tamaño de una cuarta de mi mano.La viene a dejar un monigote en un carro Honda, de esos arreglados como en las películas de carros con el hinchado de Vin Diesel, el tipo la trata con una arrogancia, y es muy alto, tan alto que yo que mido más de uno ochenta me siento enano a su lado, he decidido que él no la merece, y yo sí.He notado que ella me mira, a veces sonríe cuando está leyendo concentrada pero nunca me sonríe a mí. Se fija en mí, eso sí; y eso es suficiente, con ella siento una timidez que nuca había sentido antes, soy un imbécil quizá deje de serlo hoy que me acerque y le diga que se ve hermosa con el pelo sujeto en una cola, y sin el moretón en el ojo que tenía el otro día, es que... I like her so much.
El oasis
Autor: Manuel Chocano  366 Lecturas
Podría oir tu vozsonreir los girasoles.pero mis sueñosse han vuelto sordosa tu sonido perfecto.un poco grave,un poco llano.podria hilaruna fantasia noctambulacon tu sonrisa de luna;y verter el liquido detu escenciaen el sudariode mis pensamientos,pero debo ser congruenteya te busque,ya me morí en tus ojos,no habrá resurrección...
Llamo un sábado en la tarde, me pregunto con su voz melosa, empalagante, casi adormecedora: -¿Que vas a hacer hoy Manuelito?- Manuelito (Ósea yo) ya estaba harto de tener que aguantar sermones acerca de mi inconversión, de mi falta de fe; no solo de ella, sino de sus amigos y familiares. Harto de aguantar las malas miradas de la madre preocupada por no ser lo suficientemente bueno para su hijita, un comunista de la "U" estatal, un imbécil que no tenía donde caerse muerto, un pecador. Mal visto Por ser un agnóstico, por odiar la religión. Y reconozco que el asco de la señora me lo gane, la doñita bien remilgada según ella "Highclass" Con conectes en lo más alto de la sociedad guatemalteca, ex reina de belleza, y Dios le había concedido el don de lenguas, la señora se sentía poco menos que la reina Isabel. Eso si cuando acompañe un día domingo a madre e hija a la iglesia en pleno "Culto" la doña temblaba, convulsionaba, cuando un pastor le imponía las manos, La seño perdía los cabales, las formas, y parecía una artista porno "Mature" acabando en el pene de un negro, yo me mordía la lengua para no cagarme de la risa, mientras mi noviecita que percibía que entre mis dientes tenía el órgano de la comunicación, y que tenía un gesto suspicaz en la cara, me veía con cara de reproche. En resumen Nadie en su entorno me quería, ni hablaba bien de mi, todos los que la rodeaban me deseaban lejos de ella.-¿Cuál es el plan?- pregunte, acomodándome el teléfono en la oreja, mientras me sentaba en el suelo, y contaba mentalmente si tendría condones suficientes para ir a la batalla, 26 años, y aún tan inexperto, tan lento, tan despistado, en tantas cosas. Tardé como dos meses en darme cuenta de que ella no era tan nívea como me imaginaba, (Siempre pensé que los "Cristianos" eran personas ejemplares) hasta que ella prácticamente puso mi sexo latente en sus manos, ahí me di cuenta que los cristianos son tan humanos como el resto del mundo. Esa tarde noche hicimos el amor de una forma más torpe, que técnica, es decir, a veces la química corporal no va a la misma velocidad que el pensamiento (O el deseo) yo estaba un poco sorprendido, pero si recuerdo la crudeza de sus gemidos, y su humedad en mi boca. -Ojo- Yo la amaba habían cosas en sus ojos, en su ser. Ella al final era buena persona, era quijotesco ir a predicar a Cuba, o a alguna aldea perdida en el inhóspito interior de la república. Los hoyuelos que se le hacían en las mejillas cuando sonreía, su casi uno ochenta de estatura, su belleza, y ese aire de ingenuidad (Que ahora me parece más hipocresía) que le daba un toque de sensualidad, todo eso era lo que me gustaba de ella. Era una amante mediocre conocía pocos trucos que además usaba casi nunca. No sé si al final ella, entendió o no mi naturaleza, creo que nunca leyó los libros que le di; así como Beatriz Viterbo nunca leyó los libros de páginas cortadas que Borges le dio. Alguna vez con los ojos llorosos me dijo:-Yo sé que sos demasiado inteligente para que te conviertas, quisiera que fueras un poco más bruto.- Quizá yo internamente hubiese querido ser más bruto para conformarme con encajar, con asistir a la iglesia donde un megalómano hablaría de cielo, infierno, diezmo, y salvación con exageración energética y renunciar a mis sueños por ella.-Mamá y papá salieron de viaje a Nicaragua, me gustaría que vinieras.-Después de decir eso sentí como algo se calentaba y crecía en medio de mis piernas. ¡Si tenía una caja de condones nueva, en una gaveta del armario¡ Me metí a bañar, me afeite, y me vestí, en tiempo record. Pedí un taxi en frente de mi casa, que me llevara, quince minutos tardó el taxi; me baje y para mi sorpresa, afuera estaban los carros de todas sus amigas y algunos de los amigos. Esto me hizo pensar algunas cosas que enunciare a continuación:1. Que la cabrona había preparado una fiesta de esas protestantes con limonada y Coca Cola, y de sexo nada.2. Tendría que aguantar a las amigas calentonas, y a los amigos comemierda (Enamorados secretamente de ella.) hablar estupideces que yo no estaba interesado en oír.3. Me aburriría como en velorio.4. mejor tomaba otro taxi y me regresaba a jugar Play Station 2 a la casa.5. Llamaba por celular a mis amigos para saber en qué cantina estaban y ahogar el deseo en alcohol.6. Que podría ser que en lugar de fiesta, fuera un grupo de oración, a las que 4 y 5 serían imperiosamente necesarias. Solo tendría que decidirme por una de las dos. 7. Que quizá había invitado a todos esos hijos/hijas de puta a ver como se la metía (Eso me pareció un poco improbable)Esta batalla interna, por no llamarla indecisión, duro pocos segundos mientras me aproximé a la puerta de su casa, y casi por un acto reflejo toque el timbre, mientras el nervio bajaba. Si era una fiesta, y Jehová sea loado había ¡Licor! La música de Daddy Yankee sonaba, y ella con una faldita mona, un top pegado, unas sandalias altas, (...Que la hacían más alta que yo que mido 1.87...) y el pelo en una cola, apresuro el paso al verme y me planto tremendo beso en la boca, y me dijo al oído, -Esta noche te quedas conmigo.- Mientras se separo despacito de mi, leí el deseo en sus ojos. Pues bien, sus amigos y amigas bailaban reggueton (Perreabán) Con una alegría pasmosa, sobre todo para ser jóvenes "salvos." Ella me tomo de la mano y bailamos al ritmo candente de la música, toda ella pegada a mí, sus piernas desnudas yo comenzaba a imaginármelas en mis hombros. Nos besamos frente a todos ellos, yo me sentía tan feliz era una especie de declaración por parte de ella, de decir lo amo, me vale madre lo que ustedes piensen, de sentir que yo -Al fin - había triunfado. Me quede ayudándola a limpiar, y ella me tomo de la mano y me llevo a su cama, ahí sucedió lo inexplicable. Me tendió con fuerza sobre el colchón, me quitó el pantalón, y me comenzó a dar una muestra muy buena de lo que era capaz ella con tres tragos. Luego me beso y sentí su aliento a ron por mi paladar, se quito el calzón, y se subió en mí, yo estaba muy excitado, pensé hacerle el amor toda la noche la mañana siguiente, la vida entera. Ella se movía con buen ritmo, de pronto tomo un lapicero de el escritorio y lamiéndolo se lo comenzó a meter por la retaguardia, mientras yo miraba encantado como al fin se quitaba todas las ataduras en la cama. Ahí ocurrió, pasmado vi como después de tener el lapicero en el culo lo saco en una forma "sexy" y se lo chupo, si señoras y señores, en otras palabras; succionaba el lapicero luego de tenerlo en el culo. Yo suspicaz hasta el último momento pensé: -Esta sabe perfectamente lo que comió.- Entonces me dio asco, nausea y me comencé a encoger dentro de ella por efecto del lapicero que en sus manos había pasado de instrumento de placer a instrumento vomitivo. Fue una metáfora para nuestra relación forzada. Y si me repuse para hacerle el amor toda la noche, eso sí, me cerciore de que se lavara la boca como si fuese niña de siete años, cogimos como conejos, al final logro adaptarse a mi ritmo, no de forma natural, repito, de forma forzada. Como cuando yo la acompañe a la iglesia con su mamá, como cuando ella fue conmigo y mis amigos al bar del centro donde éramos clientes fieles, como cuando les sonreía a sus amigos que me deseaban mal, todo forzado. Y lo forzamos por unos meses más, hasta que ella no pudo más librar batallas contra su entorno, y yo no supe cómo ganar la batalla contra mis perjuicios y mis fantasías.Termine pensando que nunca encontraría una mujer con quien comentar el Aleph, una que si leyera los libros que me gustan, una con quien compartir mis sueños. Tres años después, de que me mando a la mierda, porque como decia la biblia en: Vetuasaber 12:78 "No os mezclaras con bueyes de diferente arado" -Que bello.- Me lo dijo tan sencillo, tan fríamente. Yo sentí la bilis a pleno, y me la encontré tres semanas más tarde con un hijoéputa que medía como dos metros, un tipo conveniente, con plata, y sobretodo líder de la iglesia. Me quede destruido, engorde como quince libras, de las cuales ya perdí diez, La maldecí y me volví (Hipócritamente) otra vez cachureco como de pequeño asistía a misa regularmente donde conocí una gordita que me saco los demonios de una forma muy ardiente, -Las gordas son agradecidas.- Después de algún tiempo cuando ella se entero de que esa mujer La de mis sueños había aparecido, me escribió por Chat para decirme que me mandaba un pasaje para ir a Miami ciudad donde vive, yo conteste que no, que no me gustaba Miami, ella me dijo -Yo sé que aunque te encantara Miami no vendrías.- Tenía razón ya no había porque forzar las cosas
Ella y el lapicero
Autor: Manuel Chocano  308 Lecturas
El ventilador del techo quedo dando vueltas, mientras el olor ocre que provenía de la cama, y de su propio cuerpo se seguía expandiendo, lentamente, de abajo a arriba, mientras tanto, la aún niña lo miraba con ojos de admiración y miedo, fue justamente en ese momento que ella dijo algo que no había necesidad de decir, -No le digas a mamá.- El simplemente sonrio.
El ventilador
Autor: Manuel Chocano  306 Lecturas
+++++
Pablo El mundo está rotando, siempre gira, no lo sentimos y no lo creeríamos si la naturaleza y la noche no nos lo probaran.Hay que experimentar, experimentar, ser joven, amar, contradecir a papáPablo piensa...Entonces cuando arde la espesura, cuando el papel se acaba quemando, absorbe el humo del fosforo dan ganas de vomitar.El cielo se confunde con el mar, cuando el firmamento es purpura ciertos trazos se confunde con pezones-María.-Pablo siente...La lava cae del volcán, la arena es tan difícil de limpiar. Los ojos de María son gigantescos cenotes por donde se puede caer el cuerpo, sacrificado en su honor.Pablo teme...Está viviendo en cámara rápida, en aceleración constante ¿Si rebasa la vida? Quizá hay almas que se aburren con los roles diseñados por los padres, por los gobernantes, y los amantes.Todo está en el mismo rincón, la vida misma está en la vida de otra persona, tememos ser, porque ya somos. La constante disyuntiva entre ser por ser, entre reprimirse para encajar...Pablo sonrie...
- Pablo.-
Autor: Manuel Chocano  302 Lecturas
+++++
Florecita_salvaje1991 Florecita_salvaje1991 llevaba ya dos horas enfrente del monitor. Sé restregó los ojos que le ardían, entonces, comenzó a planear una noche de placer con el enamorado virtual, a kilómetros de distancia, un amor basado en lo laberíntico, en lo literario Suficiente con ver su foto de perfil, para saber lo maravilloso y guapo que es. Le tenia esa hambre, ese deseo, por lo pronto le mandaba una foto, y otra... El decía lo maravillosa que era, lo buena que estaba, eso excitaba.Mientras tanto Nestor piensa en tomar un avión para ver a su princesa Florecita_salvaje1991, simplemente llegar y darle la sorpresa.Tenia que convencerlo que no tenia micrófono, ni cámara. Que tan solo con las fotos se fuera conformando, y la charla seguía, continuaba el gusto profundo de ambos por Rimbault, el cine de Spilberg, y el foro de literatura donde escribían poemas de novicio uno, y de rituales el otro.¿Y si bastase con esto? Si sé pudiera mantener esta luminosa realidad de monitor y enchufes, si fuera suficiente con buscar delicadamente una salida, un forma de tocarlo, de abrazarlo, y hacerle el amor, acariciarle ese rostro hermoso y suave.Entonces empieza a oír como Nestor gime de placer, y dice frases de excitación, y Florecita_salvaje1991 gime tambien modulando el sonido, deja por un momento de darle rienda suelta al placer, y esconde las fotos que escaneo... Es raro masturbarse con las fotos de la nena en el escritorio y tener que bajar el volumen del monitor, además, necesitar que voltear a ver a cada momento, no vaya a ser que la esposa lo vea y piense algo que no es. Florecita_salvaje1991, le dice a Nestor que ha estado muy rico, y que espera que sus papás no hayán despertado.Al filo de la puerta, Gabriela, escondida en las sombras ha observado el espectáculo: Su padre masturbándose, viendo entera en el monitor la foto de un muchacho que debe tener su edad
Ella lo vio fijamente mientras el se acercaba, (Le gustaba tanto su altura, sus ojos, todo el.) Despues de saludarse y que le saliera con un nuevo monólogo ahí en el patio del colegio; Ella lo miró con cara de pena, como quien ve a un niñito tímido rogar con miedo algo necesario. Le pareció tierno que le pidiera un beso, como pedir la hora, como pedir un dulce. Con ese aire de desesperación, que pensó que el, seguramente moriría si no lo besaba, y solo para cerciorarse, para no quedarse con la duda: Lo beso nunca....
Fatuo
Autor: Manuel Chocano  277 Lecturas
Los recuerdos lo rondaban esa noche. La luz era tenue, el cielo estaba nublado sin estrellas el ambiente llamaba a la melancolía, a la depresión. El sentimiento dentro de Pedro Lainez era más complejo, una especie de ansiedad, que no podía contener. Culpa un poco de culpa, si, sentía esa sensación cada vez que se acercaba esa fecha. En que tenía que hacer ese ritual hipócrita que odiaba Nunca se sintió amado por la gente esa pero cada año se repetía la maldita romería de la familia visitando la tumba; y el con ganas de sacarlo todo, de gritarles las verdades en la cara. Reprimirse, durante toda su vida tuvo que callar su sentimiento para no perder su dignidad, y al no gritar nunca se dio cuenta que la perdía.Esa noche se aferro a su esposa la abrazo muchísimo. Ni siquiera fue al cuarto de su hijo a darle las buenas noches (No tenia fuerzas) desde temprano había tomado un güisqui y había ido a ver las estrellas, su mujer lo contemplaba desde dentro de la casa sabiendo que su esposo tenía demonios dentro que nunca exorcizo.El lo golpeaba, lo maltrataba, abusaba de el. Pedro resistía en silencio, aguantaba hasta que su papá salía de la habitación, y entonces si lloraba en ahogos callados. El hombre saciaba deseos anormales en el, en su cuerpo aún infantil. Era rasgarle el cuerpo, el alma, con la virilidad de hombre.Cada año desde la muerte del padre era reunirse con la familia en el cementerio ver la lapida del papá, actuar como si le doliera, y si le dolía, no la muerte de su progenitor sino el hecho de no haber sido el quien lo matara, sino el cáncer. Una noche mientras Pedro estaba en el cuarto del anciano moribundo se le aproximo al oído y le dijo: -Que bueno que estés sufriendo papá, ojala sufrieras mil veces esto, no tendría jamás comparación con lo que me hiciste hijo de puta.- Dos días después moriría, luego el derrame cerbral de la madre, y los llantos de sus hermanas en el velorio y en el cementerio.Saco fuerzas de flaqueza, tenía ganas. Se levanto de madrugada, mientras sostenía la manija de la puerta del dormitorio, era en estos momentos cuando odiaba más a su padre; el lo había convertido a su imagen y semejanza en un mounstro, del otro lado de la puerta un niño de diez años abrazaba fuerte su oso de peluche mientras rezaba para que no fuera su padre Pedro Lainez el que estuviera afuera de su cuarto

Seguir al autor

Sigue los pasos de este autor siendo notificado de todas sus publicaciones.
Lecturas Totales2432
Textos Publicados8
Total de Comentarios recibidos8
Visitas al perfil1811
Amigos5

Seguidores

Sin suscriptores

Amigos

5 amigo(s)
camila
amelia
Turmalina
Oscar Franco
Emme
   
 
manuelchocano

Información de Contacto

Guatemala
-
-

Amigos

Las conexiones de manuelchocano

  sin salida
  AMELIA
  Turmalina
  osquitarxp
  Emme