• Guillermo Capece
GuillermoO
-
-
  • País: Argentina
 
en el muro una despedida: "sed de amparo cada noche" pero no hay respuesta nadie escribe al lado debajo encima ni borra lo escrito en mis sueños amparo para mis huesos amparo  el arlequín ríe no comprende lo antiguo de la queja.  GuillermoO D.N.del derecho de autor     
En el muro
Autor: Guillermo Capece  406 Lecturas
     desata la boca de los pecesadolescente mueve tus iluminados rosespara que las cuerdascon los que anudaste los ocasosadolescentesiembren el relato de tus caricias dí que amaste a una espadaa una ventana abierta castigada por la arenaa una soga anudada a un tremendo grito antiquísimopor las vías rueda un tren ocioso que no lleva a ninguna parte de las que quieras pues el paisaje siempre es el mismo:esa cara soledad impiadosay los bellos rostros desaparecidos y aparecidosen tus sueños adolescente dí que en el planeta aguahas de mirarlos amados y útimos ojosy que si han de volver los cubrirás con  la manta bermejaaquella que te deparó caloren tu infancia.háblales    dales la pequeña luz de tu niñezdiles tu vozaunque la tristeza de la mañana debilmente iluminadate confunday te cueste aceptar que los ojos  que te miranhan abierto la puertay te traen la paz que tú tanto deseas. GuillermoOD.N.del Derecho de autor    
 No veo más que a un niño callando su nombremientras la ciudad grita en lo inesperado de la noche. Cuando todos queman hojas a sus pies el niño florecedentro de la lluvia.  La locura de ser otro se agiganta cuando estoy solo.  GuilllermoOD.N. del derechno de autor       
Islas
Autor: Guillermo Capece  426 Lecturas
  el vampiro sueña contralos infelices cristos mi primer amorfue el de las calandriasque vuelan preguntándose a dónde ir el trabajo lítico de los muertoses el dejar lloro e inquietuden todo el silencio de los vivos es música la piel del loboen la insensatezde los instantescomo perros cantandoen lo estelarde la noche. todo no me perteneceháblame de tu voz.  GuillermoOD.N.del Derecho de autor       
sobreabundancia
Autor: Guillermo Capece  350 Lecturas
     llueve,el día atardece, marchito.mi soledad, junto a la luz que muere,se cubre de memorias.quiero ser nube,pero me hermano con la roca. soy algo de fuego y lluvia.piso la tierra y mi culpa al mismo tiempo.las nubes se unenformando el deseo, el olvido perdurable una gran furor cubriéndome el alma,estoy cansado;debo huír ya del aullido en reposo. hoy soy el río que muere ahogado,y ya es demasiado tarde:no escucho a los que cantan,pero a la vez pido que no me dejen.  GuillermOD.N.del derecho de autor       
Digo
Autor: Guillermo Capece  411 Lecturas
   describir el albamojados tus ojos en harina moradasentir el brevísimo rayo de luzsin que lastime la sonrisa prohibidatu sonrisa que tiene la edad de tus piernasconcretasde donde salen frascos de tierno venenoque se beben a sí mismos. en las mañanas de veranome gusta mirar el mismo sueño:el alba en tus ojos natalesbrindando esas lejanas cicatricessobre mi cuerpoabrigo rojo aprendidoentre dos ilusionesentre dos frentesdesnudasal amanecer. GuillermoD.N. del derecho de autor 
Describir el alba
Autor: Guillermo Capece  433 Lecturas
 Sólo amándote me lleno de instinto.Con tu canto, yo armo paisajes,catedrales suaves, gente sin miedo,y entonces,todos los silencios mueren.Mueren cuando tu canto viajaentre los muros de mi cuarto .Y ya no hay más soledad. Sólo el equilibrio de tus ojos celestes. Guillermo  D.N. del derecho de autor   
Sólo amándote
Autor: Guillermo Capece  393 Lecturas
   Baco  me sumo a tu impacable quererdame de beber el enigma   piedra o pastosonidos de aquellos encuentrospara que sostengas el díacomo en un culto secreto    no me he ocupado de mísino cuando tiemblocuando sospecho que ultiman mis deseosentonces  Baco  me beboa grandes sorbos   a grandes miedos a grandes huracanes o pensamientos  dibújame tu cuerpoy has de mí brebajespara aliviar  verdades o supersticionesdonde los ríos se abrigany crecen los racimos para tus plenas cosechas. Guillermo DC.Nac. del cderecnho de autor   
A Baco
Autor: Guillermo Capece  454 Lecturas
l  empujar una puerta (crédulo yo) ahora que tu silvestre manera de oír el acecho de la lluvia deviene en rechazo a mis  ofrendas  cavo al pie de un árbol grandes nubes pobladas para que la mañana substraiga un poco de agua de mi rostro   empujar una puerta buscando no sé qué designios como si yo fuera hijo del fuego dentro de una caja de papel mirando infinitos  abrir una puerta atesorando gestos que no se repetirán aliados a antiguas aventuras soplando tras la hierba los secretos del frío    ahora sé que no hay nadie detrás de la puerta   yazgo como alucinado    pero el alucinado no parte invoca culpas    rebeldías subsiste en el negado corazón detrás de la puerta sostiene    quema y ama los secretos del frío.   Guillermo D.Nac.del derecho de autor                         
                                          El que desea y no actúa, engendra peste.                                                                   William Blake   1La mitad de mi cuerpo estuvo en Marrakech matando palomas mientras los demás miraban. Les tiraba piedras del color del pan desde mi hueco y de pobres morían, hambrientas. Yo valgo menos que una paloma; hace dos días que no como, pero no podré consumir  migajas porque sé que ocultan la muerte.   2Tu disfraz blanco celebrado entre piedras, pude tocarlo, buscar su historia en él, inventándolo, pero al tercer día el sol en silencio fue una forma de amor.   3Con él viajé hasta las cercanías de las dunas. Llegamos a un hamman (baño turco) donde la lluvia y el calor nos hizo amigables. Sostuvimos nuestros cuerpos desnudos uno junto al otro, como antorchas que pelearan entre sí.  El deseo llevó su mano a mi boca...  4 No sólo lo que amamos es lo que perdemos: el pájaro cóncavo de nuestros sueños vuela y dibuja una estampa desconocida en el cielo.  Guillermo D:Nac. del Derecho de autor               
                                       a mi amiga Clarisa F. Largamente,como si hubiera sobre la tierra una mujer oscura,que permaneciera vestida de dulce certidumbre,guardando pájaros en el mar herido,dotada como una lluvia  predestinada y triste, largamentehe pensado en ella.Sombría, recorre mi memoria,en un gran bosque donde se pierde deletreando flores.Maderas nutrientes son sus largos brazos;yo la he visto lllorar en su red.Tan silenciosamente,Tan largamente,me he mirado en ella.  GuillermoD.N. del derecho de autor                  
   Cómo decirte que te amo/que en tu mundo yo he prendido una flor nueva/robada en los torreones donde el viento juega con las nubes/cómo decirte que tu corazón late junto al mío/ bajo los días oscuros/yo sé de tu inquietud y de tu miedo/pero debes hacer silencio/aprovechar la dicha nueva/y si puedes,/amarme aunque sea un cargamento de espinas/donde las aguas se precipitan/en cascadas invisibles/sobre pájaros ajenos que cantan sólo en las auroras amargas/las nubes se traicionan unas a otrasy forman otro cielo// Un dulce y temeroso perfume/llega entonces a envolverme/y veo tu rostro desnudo,mientras            sobre nosotros                                caen                                     los días.  GuillermoDC.N. del derecho de autor 
    1De todos estos inefables actos,// y también de esta huella perseguida/, no ha quedado más que un repartirme entre noches./Tocando bocas errabundas entraré a profesar la miseria./ Acaso un colosal pedido de auxilio/ sea como un rayo que termine candente queriendo habitar mi pecho.  2Se busca un lugar donde el humo sea recuerdo verde./ El sabor, muchas horas en la vida. Se busca/ un principio para la libertad y la risa. Se buscan ///pequeños/ bálsamos/ tardíos/.    GuillermoO/ D.N. de derecho de autor    
Miedo de mí
Autor: Guillermo Capece  369 Lecturas
 .Emiliano,ovillado bajo mi abrazo,como si fuera un gato,duerme.De pronto una cucaracha surca su espalda.Pero no es una cucaracha;son mis dedos que lo acarician.Emiliano sueña.Ese sueño opresor: va a dejarme, me lo ha dicho.Nunca más tendré un gato al cual acariciar.En la dura noche espero un maullido que nunca llega. Marzo es el mes más oscuro,pienso. GuillermoOD:N:del Derecho de autor            
Gato
Autor: Guillermo Capece  391 Lecturas
Las torres trasmiten entre sí el misterio.Adornado por la historia, un niño que se llama Guglielmo,sale de la iglesia, y corre.Sobre una colina, viejos castillos medievales.En la plaza de la Cisternael niño viene hacia mí, y me pregunta algo.Yo a mi vez le pregunto.Sobre las torres, un silencio inacabable. GuillermoODirec. nac. del derecho de autor  
      I  manos que nombraron a mis ojos en la ligera noche de abrilcariciasque hicieron huír a los hacedores de la muertelabiosque besaron a otros labios que besaron a otros labiosmanoque guió mi mano en llamas y la llevó al encuentro apacible de los sexos  II   ni la belleza de Antinoo te hace sombrani la fuerza de Adriano te es extrañapues belleza y fuerza te ennoblecenun poco más y has caminado el mundo(el jardín que cada noche pongo bajo tu almohada) Yo te distingo cada vez que te nombroentonces tu nombre aquieta las cosas y las vuelven únicastengo abierta la puerta para compartir la música que fatigan los navíos carcanoscuando pasean al borde de tus colores y te dan vida te regalo mi perro de cobrey mi corazónque hace tiempo gira alrededor de la tierratambién el ave que canta en la siesta diciendo sus amores vencon tus largos dedos mojados en la lluviay échate al ríodeseo la desnudez de tu cuerposentir cómo tu cuerpo habla en cada rincón del míomientrasanimales de ojos titilantes te observan y recitan aquellos versos que inventamos en dos noches seguidascuando el frío se retirabapobre y vencido. Guillermo0D:N: del derecho de autor             
Alabanza ( .a M.)
Autor: Guillermo Capece  387 Lecturas
corre lo gris del díala libertad no se viveel parque suma lo infinitoa tu penay aún no te ha ocurrido nadapero todo pesaporque abandonas tu corazónentre hojas torturadasy no quieres volverte avanza este viejo día y hoy tampoco cumpliste tu deseo de besarlo.  Guillermo0Direc.Nac.del Derecho de autor     
Vivo embarcándome entre lobos./ Mi rostro   copiado me acecha./ Yo fui el que corrió sin remedio traficando despojos./ Dos minutos de cielo solamente./ Lo demás fue un pan zurcido para que alcanzara.  Guillermo0  Direc. Nac. del Derecho de autor
Días
Autor: Guillermo Capece  367 Lecturas
  Estás en mi como un color pintado para el campo.  No estás en mi como una moneda fugada Huyes de mi como la canción que se quiere evocar y el tiempo detiene.  .No me amaste y te amé sin que nos diéramos cuenta  Todas las manos ausentes se aunaron para acariciarme.   Guillermo. Direc.Gral de autores  
Poema
Autor: Guillermo Capece  497 Lecturas
  Soy inocente.Los altos cementerios de la duda, el aire viejo, el humo, el desolado puerto, han visto nacer y crecer mi inocencia como un callado grito que todavía aturde. Soy inocente y lo sé. ¿Lo sabrán otros? ¿Querrán que yo me marche desoladamente? ¿Que coloque mi pie en blanca sementera como una estaca bien profunda y allí me detenga? Mañana, es decir hoy, ya, pájaros negros volarán sobre mi libre cabeza. Para devorar la carne impredescible pelearán entre sí. Yo sabré abordar tanto misterio y bajaré a repetir en silencio lo que demasiado sé: soy inocente. De culpa y cargo. Inocente.  Guillermo CapeceDirec. de derecho de autor                  
Inocente
Autor: Guillermo Capece  427 Lecturas
 Me amas,y sientes el cielo como una gran luz que tiembla.Todo rencor se desvanece, y tu rostro solitario se refleja.Me amas, dices.Desiertas tus manos cubren hogueras de múltiples espantos,vastos mundos cayéndose al vacío,ojos donde se perdieron ilusiones,lentitudes e infranqueables deseos.Me amas, y vives en el instantáneo soplo, en el imprevisto momento de perder. Guillermo Capece Direc.Nac. del Derecho de Autor     
gg              Mi madre comía tierra.Metía en su boca terrones oscuros, y los deglutía.Lo he dicho. Luego de masticar nos daba en la boca, disuelta en su saliva,a mi hermanita y a mi,una pasta imposible que tan pronto comíamos como vomitábamos. Nos dejaba en una cama sin sábanas,y se iba. Nos levantábamos;íbamos donde estaban nuestros vómitosy jugábamos con ellos.Hacíamos círculos con una pajita en el charquito. (Nuestro juguete,nuestro pobre juguete.) Vendía su cuerpo en la calle,ella, nuestra madre.Pero estaba enferma y sucia. No volvía a casa esa noche.Aunque en su paseo no encontrara a nadie. Mi hermanita y yotampoco encontramos a nadie. GuillermoODirec.Na.del Derecho de autor                 
Cuento-poema
Autor: Guillermo Capece  424 Lecturas
     Soy el camino de mí mismo y la desolación que se abraza a su senda, y tiembla, y borra las huellas para que no lo persigan. Estoy vacío de esos animales etruscos que me regaló la partida de unos ojosgirando al viento. No puedo confiar en los sueños porque alguien les pone un asesino dentro. Me acuno cuando no me veo pues la vegüenza tiene el ropaje largo de los locos.  Hoy es domingo, y he   estado todo el día ausente. GuillermoO   Direc. Nac.del Derecho de autor   
Revisa mis ojos:algo se mueve dentro de ellos en enmarañada trama.Me siento separado de la tierra,con fuego en las pupilas.Acabo de matar a un hombre.No sé qué designio me guió,pero hubo una luz trágica en mi puño,una pasión insatisfecha,una pluma de ave tocando el fondo de mi garganta,voces desatadas destinadas para cubrir mis silencios-atributos de poseído-bailando sobre palabras desesperadas.Oye,revisa mis ojos.Qué idioma debo hablar sino el de mis entrañas.Maté a un hombre. A Sebastián.No me arrepiento.Aquí está la sangre ineludible, el duro pozo.Fue una tropilla de angustias acosándome el pecho(tan investido de tiempo,de terror de hombre solo),y un momento pequeño en que apreté el gatillohasta la fiereza inflexible de la bala.Maté a un hombre. Mira ahora mi cuerpo lánguido lejos de cualquier paraíso.Mira la nieve caer sobre mis ojos.Me llamo Sebastiány mis ojos lloran. GuillermoODirec.Gral del Derecho de autor             
pero yo quiero una palabra que me preservede la disolución de los párpados,que me golpee,como una flecha el sexo,que me llame y no sea apacibley me arroje como una fiestahacia el ser que amo. GuillermoO Direc. Gral. de derechos de autor  
La palabra
Autor: Guillermo Capece  462 Lecturas
 pegada a mi destierrohay una bocaviendo a mi boca suplicante bajo mis pieslos impíos me obligana desollarme un rato másy pasará una esfera color hielomintiendo otra vezrodeada de burdas lechuzas asustadas si no es la muerte es algo parecido al deseo ahora es la horaahora es el minutohagamos del mundo una bahía penetrablede la vida una entrañacapaz de parir huesos y horizontesy de la casa un inmenso retorno.    GuillermoODirec.Nac.del Derecho de autor 
1poema1
Autor: Guillermo Capece  486 Lecturas
  1De todos estos inefables actos,y también de esta huella perseguida,no ha quedado más que un repartirme entre noches.Tocando bocas errabundas entraré a profesar la miseria.Acaso un colosal pedido de auxiliosea como un rayo que termine candente en medio de mi pecho. 2Se busca un lugar donde el humo sea recuerdo verde.El sabor, muchas horas en la vida. Se buscaun principio para la libertad y la risa.Se buscanpequeñosbálsamostardíos.  GuillermoD.N.de autores 
Miedo de mí
Autor: Guillermo Capece  435 Lecturas
Como si la muerte hubiera herido tus ojos,como si el mar te helara con espinasy te dejara soledad en franca arena,así,rotundamente te quiero.   Ahora sé que eres feliz, mientras yo me enmaraño en hojas de la nochealguien protege tus días. Pero nadie conoce mi forma de amar:amo con desespero,amo con la inmediata angustia de perder,cuando una flor llovizna,me cubre con un lazo,y lo que encuentro,es un adiós inacabable,como si un pájaro de luto cantara sólo en las auroras amargas,como si la muerte hubiera herido de súbito a mi corazón pleno de reminiscenciasy no tuviera nada más en qué envolverme. Dime que caen los días. Que no tengo que esperar a que cambies de nombre.Que golpeas  ya a mi puerta,y tampoco soy yo el que te abre. Guillermo CApeceDirec.Nac. del Derecho de autor    
Confesiones
Autor: Guillermo Capece  441 Lecturas
     Desde lejos,puedo tocar el deseo en tus ojos,y creer que el amores un caminante que siempre regresa. (Si volvierascomo una gota de lluvia,como un palacio,o una tardecita apenas.)  GuillermoO Direc.Nac.del Derecho de autor   
 Las torres transmiten entre sí el misterio.Adornado por la historia, un niño, Guglielmo,sale de la iglesia y corre.Sobre una colina, viejos castillos medievales asoman las cascadas de sus picos.En la plaza de la Cisterna el niño viene hacia mi, y me pregunta algo. Yo a mi vez le pregunto. Entre las torres, un  silencio inacabable.   GuillermoO Direc.Nac. del Derecho de autor  
San Gimignano
Autor: Guillermo Capece  760 Lecturas
      ILa mitad de mi cuerpo estuvo en Marrakech,matando palomas mientras los de demás miraban.Les tiraba piedras del color del pan desde mi hueco,y de pobres morían hambrientas.Yo valgo menos que una paloma;hace dos días que no como, pero no podré consumir migajasporque sé que ocultan la muerte. IISu disfraz blancocelebrado entre sueños, pude tocarlo, buscar su historia en él,inventándolo,pero al tercer díael sol en silencio fue una forma del amor.  IIICon él viajé hasta la crecanías de las dunas.LLegamos a un hamman  (hamman=baño turco)donde la lluvia  y el calor nos hizo amigables. Después. sostuvimos nuestros cuerpos desnudos,uno junto al otro,como antorchas que pelearan entre sí .El deseo llevó mi boca a su boca. IVNo sólo lo que amamos es lo que perdemos :el pájaro cóncavo de nuestros sueños vuela, y dibuja una estampa desconocidaen el cielo.   GuillermODireccion Nac. de autores   
  la brisa me convierteen pájaro la hora de la tardeayuda a pensarque estoy soñandoy cerca de mi tumbaen duermevela   los cazadorescolocados alrededor del vinocantan  cazadores y pájarolo mismoel dibujo gris de mi ventanahabla a mi memoriacomo si yo fueraun pájaro que sueña   
la brisa me convierte en pájarola hora de la tardeayuda a pensarque estoy soñandoy cerca de mi tumbaen duermevela   los cazadorescolocados alrededor del vinocantan cazadores y pájaros lo mismoel dibujo gris de mi ventanahabla a mi memoriacomo si yo fueraun pájaro que sueña   
Soy el camino de mí mismo y la desolación que se abraza a su senda,y tiembla, y borra las huellas para que no lo persigan. Estoy vacío de esos animales etruscos que me regaló la partida de unos ojos girando hacia las nubes. No puedo confiar en los sueños porque alguien les pone un asesino dentro. Me acuno cuando no me veo pues la vergüenza tiene el ropaje largo de los locos.  Hoy es domingo, y he estado todo el día ausente. Guillermo C.Direc. Nac. del Derecho de autor       
  En mi boca nocturna el amargo deseo;porque caen los abrazosy el amor se hace pobre como la niebla.¿Sabrás que la ciudad vendrá por mí con sus temibles huestes?¿Que desapareceré entre constelaciones del universo sin tu amor? ¿De quién eres tú, deseado?¿De quién?¿acaso de la furia?¿de la fuga?¿del silente frío de los inviernos? ¿del retumbo del aullido y  de la piel de nieve de todas las bocas que has besado?  Pero no serás tú, aunque yo no pida mucho:apenas un pájaro en pleno vuelo,una flor sesgada en otoño,una fiesta transparente,un lenguaje propio encontrado entre mañanas sin tumultos.    Guillermo CapeceDire.Nac.del derecho de autor 
Preguntas
Autor: Guillermo Capece  497 Lecturas
   ... y el viento acurrucalas palomaslas muevelas aquietaasísupeque algunas aves cantanen la medianochelo que nuestras almas callan.con todo el tiempo del mundosoplo al viento tediosolas palomas vuelveny dicen nuestras cuitas.entonces sonreímos, bebemos,y otra vez a soñar.  Guillermo Direc.nac.del derecho de autor 
 Para descansar, mi corazóndeja  de latir de a ratos.Pienso, mido su locura, le reprocho.Entonceslos golpes asustadosvuelven a mi pecho. De un largo descanso interminable he de morir un día. Guillermo Direc.Nac. del derecho de autor  
Confesión
Autor: Guillermo Capece  476 Lecturas
 Reapareces como una paloma confusa,y me traes los años pasados para que estén conmigo.Nos vemos.No nos vemos. Nos miramos en todos los frentes;dicho en otras palabras: ¿reencuentro?Sólo en el  mapa de la memoria. Cómo ahora se queja  se aleja mi corazón,se queja bajo una baranda de frío.  Alguna vez, si nos encontrásemos en mitad de una habitaciónfina como un hilo,te diré cómo sucedieron las cosas. Guillermo C apece Direc.NAc. del derecho de autor        
Las cosas
Autor: Guillermo Capece  467 Lecturas
 El alcohol me hace ver tus ojos celestes verdes para el amor violetas dulces después de llorar negros temblando caravanas de recuerdos el alcohol te hace a mi vera una promesa cuándo una mentira ahora el alcohol en el fondo interminables tus ojossuelen desvanecerse cuando los llamocuentos los minutoslos centavosy tus ojos me rodean plateadosmás alcohol en el fondotus ojos me rodeaninterminables tus ojos  suéltalos de ellos es el mundo éste mundo que se oculta a los humanos pero que es único y es el que compartimos de tus ojos es este mundo y la casa que no nos cobija  un gran amor brujo la embriaguez en los espesos márgenes de mi persona el alcohol en medio de ángeles reunidos estos instantes de fuego que trae la memoria perdurablemente tus ojos  hacen daño me miran      
 Dejo transcurrir mis noches entre locos que buscan su pasado como quien sostiene un molino de piedra azotado por el viento.El miedo grita mientras se agota entre los labios, y envejece. No somos dioses. No somos dioses.Apenas hombres que dudan al amar, y las preguntas caen como palabras que pasan cumpliendo plazos, escondidas en el desencanto de pertenecer a un idioma extraño. Sé que el deseo contribuye a la muerte:como abrir un juego de espejos y encontrar la terrible imágen del Maléfico, seduciendo, invitando a escuchar los ruidos de las porcelanas que al bajar a su reino despiden la extraña luz que dejan las manzanas cuando son partidas. La lluvia amanece y es el aniversario de la última gota que cae. GuillermoO.  Direc.Nac.del Derecho de autor 
<< Inicio < Ant. [1] 2 3 4 5 6 ... 12 Próx. > Fin >>

Seguir al autor

Sigue los pasos de este autor siendo notificado de todas sus publicaciones.
Lecturas Totales201261
Textos Publicados464
Total de Comentarios recibidos2216
Visitas al perfil105290
Amigos142

Seguidores

5 Seguidores
Ana Lucia G.
victor salmeron
Marius Di Varia
Soledadg
Niain
   

Amigos

142 amigo(s)
Almudena
Abel S.
Jefferson
Johan Eduardo
solimar
maria del ...
**Leticia Salazar Alba**
Victor Dorso
Eli
raymundo
Gesc
Marìa Vallejo D.-
Elvia    Gonzalez
Enrique González Matas
JALRAIN
Raquel Garita
Daih
German Karel Hanisch
Josefa f Lara  (JoPa)
Battaglia
C.S Marfull
Marcelo A
Josep/Daih
ISIS Mariaangel.
roberto mendoza
aidee montserrat aguirre varela
Ana Belen Codd
Adrian Arriagada
LAHILA ARANDA
Eleonora Beecroft Bustos
jorge pechi
un sentimiento
Mariana de Jesús
Marza
Veronica Molina Diaz
Papel Mojado
Txiqui
Alizia Froyd
estefani
Guiller
Diego Iván Antiza
Elian
Samont H.
Roberto Rodríguez Falcón
MARINO SANTANA ROSARIO
ALFREDO MENDIOLA
Cristian Medel
Christian Pablo Huamani Loayza (ARDEL)
Laura María
Agustina Storni
marlyn ruiz
Senior
Dawrin Saumet
lourdes aquino
La chica del dragón tatuado
luis liriano
lorena rioseco palacios
Deborah Gomez Archetti
Michelle
José de la Cruz García Mora
Margarita da Silveira
Giovanni Hernando Rodiguez Laverde
Maximiliano Rodriguez Vecino
IIrma Esther Pavon
Siagrio Elijah
Lucy Nix
..
Robusto Sencillo
Ana Juárez Savic
Singer
Cristofer G
Nuria Pozas
Dániel Josef
Araceli Valverde
Liaazhny
Silvia Inés Mazziotti
Enrique Dintrans A:
....--....
corvux
ANA MARÍA MANCEDA
Gustavo Adolfo Baracaldo Valero
Gustavo Adolfo Vaca Narvaja
Turmalina
Edgar Tarazona Angel
Ana Ventura
Richard Albacete
Fairy
Johel Delacroix
Micaela
Crupier
mar
Pablo Andrés Palma
Carlos Puche
Anna Feuerberg
Durazno sangrando
josé Cirano de la Cruz Salazar
Antonio Umbral
MARIANO DOROLA
alberto carranza
mario alberto
 
GuillermoO

Información de Contacto

Argentina
-
-

Amigos

Las conexiones de GuillermoO

  ALMAR
  Abell
 
  johank20
  solimar
 
  Puente de Triana
  VictorDorso
  Elithrono
  raymundo reynoso cama
 
<< Inicio < Ant. [1] 2 3 4 5 6 ... 15 Próx. > Fin >>