ABSTRACTO
Publicado en Jun 11, 2024
Prev
Next

Era uno de esos días que Anibal se levantaba malhumorado, y quizás sería por ello que ya desde que madrugó, casi una hora antes que su despertador, percibió en la obscuridad de su dormitorio que algo en su cabeza no funcionaba bien.
Sentado en el borde de la cama, no se decidía a levantarse o recostarse nuevamente...optó por echarse y esperar el aviso del marca horas; no obstante, en el instante que su pesada cabeza rozó la almohada, una punzada, como la de un cuchillo, atravesó el cerebro de lado a lado...se le escapó un grito de dolor difícil de evitar...con ambas manos sujetó la cabeza...sintió que en segundos estallaría...trató de encender el velador, y al hacerlo una la luz resultó un rayo que lo encegueció, sintió que sus fuerzas lo abandonaban...



El turno nocturno estaba por finalizar, escasa media hora para las siete de la mañana; las dos enfermeras de la sala de Terapia Intensiva, estaban dando un último repaso en el puesto de control, acomodando todo para entregar en forma ordenada el servicio al plantel de compañeras que las suplantarían. En forma rápida, el conductor y su ayudante, bajaron la camilla de la ambulancia, corrieron a la entrada de Servicio de Urgencias, donde varios enfermeros ya los estaban esperando.
El Doctor Surrey, novato médico neuro-cirujano, estaba saboreando su primer cafecito de la mañana, después de una noche de guardia, que no alcanzó a pegar un ojo, cuando su celular vibró en su cintura, lo desprendió de su cinturón, lo acercó al oído...Doctor Surrey, tenemos un ACV (ataque cerebrovascular), URGENTE al servicio..., se levantó de golpe y enfiló a las corridas para allí...mientras los parlantes colgados de las paredes emitían el mensaje: Doctor Surrey a Urgencias, Doctor Surrey a Urgencias...El intercomunicador en la Unidad TC (Tomografía Computarizada) dejó escuchar:...brrr...brrr... un ACV en camino, prepararse, avisar al radiólogo....
Como era su costumbre, Rúben, el técnico encargado, en ese momento, estaba efectuando la calibración diaria en el aparato, antes de finalizar su guardia; sin dudarlo, abandonó la butaca frente a los mandos, y comenzó a poner lo necesario en la carettilla de servicio, para que al llegar el paciente no se deba perder tiempo, que en tales urgencias podría ser fatal.
La resolución tomada por los médicos que atendían el caso, fue aprobada por unanimidad: intervención quirúrgica urgente; cada minuto era crucial, un caso típico de Isquemia Cerebral (falla en la irrigación sanguínea en un parte de cerebro), en este preciso caso, un trombo (coágulo) afectaba la parte frontal del cerebro del paciente.
 
……………….
 
 
Era un día radiante, el sol del comienzo de la primavera, parecería estar ensayando su papel, pues en momentos desaparecía y tardaba unos minutos en reaparecer...
Silvia, con cierta dificultad, empujaba la silla de ruedas de su querido Aníbal,
    - ¡Que hermoso día! ¿Verdad?
Bien sabía que él, no podría responder, pero según los médicos con el tiempo quizás...
Eso sí, ellos aseguraban que entendía todo lo que le decían, escuchaba sin problema alguno, su sistema auditivo no fue afectado, y, es más, tampoco el sensitivo. Salvo unos casi imperceptibles, movimientos de su mano izquierda, todo el aparato locomotor de su cuerpo padecía, por el momento, de una parálisis.
Es por ello que todas las tardes, desde ya varios meses, ella llegaba a penas finalizaba su labor como maestra, y se quedaba compartiendo aquellas largas horas hasta la hora de la cena; cuando el tiempo lo permitía, paseaban por el parque del sanatorio de rehabilitación, donde permanecía internado, desde la operación.
Aníbal, aquel día, sentado frente al lago artificial del parque, miraba los pájaros que revoloteaban en el agua.
Su amorosa Silvia, lo observaba y sabía que estaba sufriendo, en silencio, como lo venía haciendo ya meses. Tomó sus manos, y esforzándose para no llorar, le dijo...
    -Mi amor, no estés triste, también tú saldrás de aquí, recuperado, y podrás sentirte libre como esos pájaros...



|||||||||||||||||||||
*Imagen de la Web
*REGISTRADO/SACREATIVE: 1511015590135

Página 1 / 1
Foto del autor Beto Brom
Textos Publicados: 48
Miembro desde: Jan 12, 2012
7 Comentarios 83 Lecturas Favorito 0 veces
Descripción

un da especial

Palabras Clave: cabeza

Categoría: Cuentos & Historias

Subcategoría: Relatos



Comentarios (7)add comment
menos espacio | mas espacio

Raquel

ES todo tema lo del ACV. Quién más que nuestro amigo Gustavo para saber algo más sobre esta enfermedad. Muy interesante el relato que nos he muy útil porque toma acciones y comportamientos que debemos tener en cuenta y comprender al paciente.
Me encantó :
"Su amorosa Silvia , lo observaba y sabía que estaba sufriendo,en silencio, como lo venía haciendo ya meses. Tomó sus manos, y esforzándose para no llorar.Le dijo..
-Mi amor, no estés triste, también tú saldrás de aquí, recuperado , y podrás sentirte libre como esos pájaros...".
Bello..Un cordialmente: Rq
Responder
July 01, 2024
 

Gustavo Adolfo Vaca Narvaja

Todo un tema los ACV. Ahora como médico puedo dar una opinión que comparto ya que las experiencias a lo largo de mi vida profesional pude tener varios casos y, o compartir con otros colegas accidentes vasculares isquémicos y hemorrágicos. El cerebro, aún es una caja de pandora en pleno siglo XXI y sabemos que una célula nerviosa sin irrigación MUERE y no se rehabilita, pero dependiendo el área afectada podremos determinar las zonas afectadas que en este caso (relatado) en el lóbulo frontal, área muy importante y dependerá cuanta es la zona isquémica o hemorrágica para asumir conductas quirúrgicas o médicas. Los ACV son cada vez más frecuentes, no porque sea algo contagioso, sino porque la LONGEVIDAD nos permite cada vez más ver esta patología que obedece a múltiples causas pero que deja secuelas motoras y, o, sensitivas definitivas o transitorias, abarcando como bien describes el habla, una zona de hemiparesia y otra de parálisis, trastornos del habla, sensitivas, disfagias ect ect. Lo real y agradezco la gentileza del autor es el reconocer al médico en este caso un neurocirujano que saliendo de una guardia de 24 hs lo llaman para una intervención quirúrgica luego de ser diagnosticado la zona isquémica. El médico es poco valorado en su noble función y poco reconocido en su eterno sacrificio, pero eso ya es otro tema. Lo interesante del relato es la abnegación de paciente y familiar en llegar hasta las últimas consecuencias y para que finalmente pueda que dar libre y volar. Hay una discusión muy profunda en la muerte digna, la responsabilidad médica, la responsabilidad familiar y en definitiva la voluntad de la paciente previa a la patología que lo convierte en una planta. Pero este relato permite en su lectura leerlo desde distintos ángulos, médicos, familiares, hospitalarios, filosóficos, legales etc.
Felicitaciones Beto
Responder
June 24, 2024
 

DEMOCLES (Mago de Oz)

Interesante tema es el que planteas, nadie sabe, nadie espera que en algun momento le pase algo asi, ¿pero como evitarlo?, son tantas las condicionantes en estos casos que si uno pudiera prevenir, al menos yo haria todo lo que pudiera, aun teniendo historial medicos de mis padres...que gracias a dios a pesar de sufrir de hipertension no fue por eso que ellos fallecieron...pero tenia un conocido, de 60años deportista mucho tiempo em gimnasio, sin fumar, sin beber, asi de la nada sufrio un ACV, que a la larga termino con su vida....aqui solo nos queda esperar la voluntad de Dios....Saludos querido compañero....¡¡¡¡¡¡
Responder
June 19, 2024
 

juan carlos reyes cruz

¿En qué lugar se habá metido este cuento para que pasara sin que yo lo advirtiera?
Esta es una situación más común de lo que normalmente imaginamos, cuando uno de los integrantes de la relación sufre un revés de salud y se arriesga esa maldita separación para siempre... Ojalá ese momento nunca se produjera, pero eso es imposible, puesto que nada es eterno.
Es curioso que yo haya tenido muy parecida inspiración para plasmar una corta poesía con el mismo tenor contextual. ¿Será porque las cadenas con nuestros sentimientos son poderosas?
Un abrazo, amigo.
Responder
June 17, 2024
 

Beto Brom

Juan Carlos, ante todo mucho agradezco tu llegada; determinas que nada es eterno...yo pregunto: ¿tampoco el Amor?
Me gustó tu pregunta final, y con suma certeza respondo en forma afirmativa.

Retribuyo tu abrazo, amigazo, y aquí va uno mío...
Shalom
Responder
June 18, 2024

Lucy Reyes

Lucy Reyes

Una historia conmovedora, siguiendo paso a paso los malestares de Anibal, era doloroso descubrir que algo pasaba en su cabeza, un ataque cerebrovascular lo afectaba, necesitaba tratamientos, pasar por incomodidades y sufrimientos, pero no le faltó su ángel guardián, su amorosa Silvia, que entendía su sufrimiento en silencio, se esforzaba para no llorar y, con dulces palabras consolaba el dolor de Aníbal.
Buen relato y buen final.
Cordial saludo,
Lucy

Responder
June 14, 2024
 

Beto Brom

Muy gentil al regalarme tu comentario, mucho aprecio tu llegada.
Abrazotes van.,..amigaza
Responder
June 17, 2024

Para comentar debes estar registrado. Hazte miembro de Textale si no tienes una cuenta creada aun.

busy