Sombra
Publicado en Apr 08, 2021
Prev
Next
Estamos a punto de salir de clases, todos estábamos triste porque Matteo se iba del Liceo. Se marcharía por el trabajo de sus padres, estos estaban en muy mala situación económica, esta sería la oportunidad para volver a tener estabilidad.
 – Quédate interno- dije con la esperanza de que no se marchara.
 El era muy importante para mí como para perderlo.
 -No puedo, nos iremos muy lejos- dijo angustiado
  Sabíamos que no había otra opción. Mientras nos estábamos despidiendo a Matteo se le ocurrió una idea, esta consistía en hacer una especie de “pacto” para mantener nuestra amistad a pesar de la distancia. Todos estuvimos de acuerdo, estuvimos platicando sobre a qué hora y donde sería, al final llegamos al acuerdo que sería ese mismo día en el liceo a las 10:00 pm. Además de acordar la hora, Matteo nos dijo que debíamos llevar una vela cada uno, esto fue lo último que vi de él antes de que se fuera a su casa.
De camino a casa iba escuchando música con audífonos, iba tan absorto pensando en Matteo que no quería hablar con nadie, simplemente iba tarareando las canciones y viendo por la ventana cuando de repente vi algo que me sorprendió, una figura como de mi estatura que era totalmente negra, me dio una sensación extraña en todo el cuerpo, no era mala, pero era extraña  me hizo pensar en mis amigos , en ellos muertos , me asustó un poco esta idea así que lo único que se me ocurrió a hacer fue mandarles un mensaje  diciéndoles que se fueran con cuidado al liceo cuando fuera hora de juntarnos, esto no me tranquilizó pero hizo que pensara en que tal vez gracias a eso estarían a salvo. Luego de pasar ese momento extraño, me dormí.
Cuando faltaba muy poco para mi parada una chica de mi bus me despertó, luego de agradecerle comencé a recoger mis cosas dispuesto a bajar, hecho esto me quedé en la acera un poco, me quedé mirando un punto fijo unos segundos, tomando un poco de aire para despertar un poco, cuando, por el rabillo del ojo pude ver la misma silueta del bus pero ahora estaba a unos 50 metros escondida detrás de un árbol, me giré para verla bien , pero cuando miré de nuevo en esa dirección ya no estaba, no le tome mucho peso a la situación ya que ni siquiera sentí algo como lo del bus, así que pensé que era mi imaginación que me jugaba una mala pasada así que dispuse a caminar en dirección a mi casa.
 Cuando llegué era temprano, las 6:00 pm para ser exactos. El día estuvo agotador así que prepare la ducha para relajarme un poco, al salir de esta subí a mi habitación y comencé a vestirme, me puse los pantalones y zapatillas, luego me puse la camisa y cuando estaba metiendo el cuerpo en ella vino a mi cuerpo de nuevo esa extraña sensación y miré a mi espalda asustado y pensando que esa extraña figura negra estaría detrás mía, por suerte (o por desgracia) no había nada así que tomé mi abrigo y salí lo más rápido que pude de mi habitación, me dirigí hacia el baño para ordenar un poco mi vestimenta, que, con la rapidez con la cual salí de mi cuarto se desordeno. Al llegar al baño me miré al espejo y pude notar que estaba con toda una vestimenta de color negro, esto es raro en mí, no suelo ponerme ropa de ese color, pero hoy salió de la nada el usar esto, pero al verme bien en el espejo me di cuenta de que esta vestimenta, no me quedaba mal, de hecho, me satisfacía un poco el usarla. Al estar listo salí de mi casa y me dirigí al centro de mi ciudad para comprar lo pedido por Matteo, compré 2 velas de las más grandes de la tienda , si eso podía mantener mejor el pacto hubiera comprado más, luego de eso vi que eran recién las 7:30 pm, como no quería volverá casa se me ocurrió ir a ver una película, en cartelera estaba la película “Halloween 8”, una película que con solo el tráiler me atrajo mucho , así que aproveché de verla, al terminar la función me di cuenta de que tardo más de lo que esperaba, del cine salí a las 9:30 pm y el viaje a mi liceo tomaba alrededor de 1 hora. Preocupado de mi retraso, corrí lo más rápido que pude al terminal rural para tomar un bus de recorrido, llegaría tarde, muy tarde, al llegar al terminal e el bus por suerte , estaba casi saliendo de este, cuando ya estaba sentado y de camino al liceo, llamé a mis amigos para avisar mi retraso, Catalina, María, Vicente, ninguno de ellos contestaba , intente varias veces , seguían sin hacerlo , ¿Cómo es que no contestan si pasas todo el día con el teléfono en la mano?, por último  llamé a Matteo, este contesto al instante.
–Hola, Adam ¿Qué pasa? - dijo.
-Hola Matteo, quería avisarles que llegaré un poco más tarde de lo que acordamos, me retrasé un poco en el cine.
-Bueno, no te preocupes, llámanos cuando llegues.
- Eso haré - al terminar de decir eso volví a experimentar esa sensación- Ahg- me quejé ya que esta vez fue más fuerte que las otras dos ocasiones.
- ¿Paso algo?- dijo Matteo preocupado.
-No, no era nada- mentí para no preocuparlo - adiós – dije y colgué.
 Me quite un peso de encima al avisarles mi retraso, pero me preocupo un poco esa sensación, aun así, no le di importancia. Bueno, luego de la hora de viaje al fin llegué a mi destino. Al llegar a la entrada del liceo no vi mis amigos, los llamé, llamé a todos incluso a Matteo, pero ninguno contestó. No sabía qué hacer, mire a mi alrededor buscando alguna señal de ello, hasta que me fije en un papel que había a mis pies, lo tomé por instinto, al verlo de cerca me di cuenta de que era un dibujo, uno como el que haría un niño pequeño. En el había personas dibujadas y un edificio de fondo, tenía los colores y forma de la entrada de mi liceo, además los nombres de mis amigos estaban en ella, señalando a cada persona del dibujo, Catalina, María, Vicente y en el centro estaba Matteo, estos no estaban parados como normalmente un niño dibujaría personas, si no que estaban en el piso con los brazos y piernas extendidos, con manchas rojas sobre ellos, y sin ojos. Pero, lo que me sorprendió fue ver una de las ventanas del dibujo y ver esa silueta en ella. Sonreí ya que reconocí mi propia silueta al mirar el piso y recordando todo lo hecho este día, al mirar mis ropas me emocioné al percatarme de como el color negro esconde tan bien la sangre seca.                               
Página 1 / 1
Foto del autor Matias Jorquera
Textos Publicados: 1
Miembro desde: Apr 08, 2021
0 Comentarios 7 Lecturas Favorito 0 veces
Descripción

es uno de los primeros textos que escrib, no se que estaba pensando esa noche pero se que una idea la saque de un anime, espero que les guste.

Palabras Clave: sombra suspenso escolar pactos

Categoría: Cuentos & Historias

Subcategoría: Terror & Misterio



Comentarios (0)add comment
menos espacio | mas espacio

Para comentar debes estar registrado. Hazte miembro de Textale si no tienes una cuenta creada aun.

busy