Una Mieeerda!
Publicado en Jun 02, 2020
Prev
Next
Se les vino la pandemia pero como ellos eran los ingleses de Sudamérica no los iba a tratar tan mal que digamos en comparación con los italianos y los españoles que eran todos medio tontos y los primeros índices les señalaban que se estaban destacando porque tenían muy pocos contagios y las autoridades repartían mensajes en que les decían que todo estaba controlado pero que como medida de precaución habían aceptado una donación de respiradores que nadie sabía quién los había donado pero que fueron recibidos en el aeropuerto con discursos y honores de jefes de estado y comenzaron a aparecer los contagiados y algunos muertitos guachos pero la situación estaba controlada porque el porcentaje de muertos era muy bajo comparado con los italianos y los españoles que eran todos medio tontos sin embargo comenzaron a poner en cuarentena a algunas zonas no más porque así el efecto económico sería menor y los médicos les decían que encerraran a todos en sus casas para prevenir una catástrofe pero la situación la tenían estudiada basada en modelos experimentales que medían no solo los efectos de las medidas aconsejadas sobre la salud de la población sino que le otorgaban una gran importancia a los efectos de imagen de la autoridad en la opinión pública y como siguieron aumentando los contagiados y los muertitos que ya no eran tan guachos entonces pusieron en cuarentena a otras zonas de la población y ahí aparecieron las primeras protestas pero no porque no quisieran enfermarse sino que porque querían que se les devolvieran sus libertades de circulación y protestaban por el toque de queda o mejor dicho no lo respetaban y a estas alturas ya algunos le prendían velitas a San Augusto porque los encargados del orden no eran capaces no porque no lo fueran sino que porque tenían miedo de que los filmaran pegando algún palo en alguna cabeza protestante que más que cabezas protestantes a estas alturas ya eran cabezas delictuales y mientras tanto los honorables políticos debatían sobre la procedencia o improcedencia de bajarse los sueldos y de limitar los tiempos de ejercicio de sus prolíficos cargos para sus bolsillos y cuando llegó el primer fin de semana largo los que tenían autos decidieron que había que descentralizar porque la descentralización era una añoranza de muchos años y se volcaron a las regiones para descentralizar el bicho pero los residentes de las regiones protestaban porque ellos no estaban ni ahí con la descentralización tal como estaban las cosas y las autoridades no eran capaces de contener los miles de autos descentralizadores que atochaban los peajes cuyos propietarios se sobaban las manos porque eran el único negocio que estaba viendo platita constante y sonante a pesar de que a otros que les estaba yendo muy bien era a los banqueros primero porque a ellos no les llegaba bicho alguno a sus apartados barrios de los cerros dominantes y segundo porque como las empresas caían como palitroques se veían obligadas a pedir más préstamos aun y ahora con el aval del Estado para que no perdieran los pobrecitos que arriesgaban su platita prestándosela a los ordinarios y se supo que los donantes de respiradores eran del “gremio” de los empresarios porque comenzaron a pedir a la autoridad que se les eximiera de algunos impuestitos guachos porque ellos habían donado las donaciones y los contagiados aumentaban junto con los muertitos y las autoridades decían que había que cuarentenar a todos por parejo porque se había venido la misma catástrofe que los médicos habían previsto cuando aconsejaban encerrarlos a todos en sus casas y ahora que estaban todos en cuarentena la cuarentena ni se notaba porque les había bajado a todos la urgencia de hacer trámites pa’ puro salir no más y capear la cuarentena y los contagiados llegaron a cien mil y ya nadie sabe qué hacer porque los sistemas de salud están colapsados al punto de que hasta las ambulancias protestan por el colapso y así están las cosas con los burros que tienen que quedarse en sus casas haciendo cualquier maroma para no quedarse en sus casas y no les puedo contar más porque no se me ocurre nada más a pesar de que harto más debe haber para contar.
¡Una Mieeerda!
Página 1 / 1
Foto del autor donbaldomero.
Textos Publicados: 102
Miembro desde: Apr 22, 2009
3 Comentarios 227 Lecturas Favorito 0 veces
Descripción

Una mirada satrica a la pandemia en nuestro pas.

Palabras Clave: Covid 19 pandemia contagios.

Categoría: Cuentos & Historias

Subcategoría: Humor



Comentarios (3)add comment
menos espacio | mas espacio

Gustavo Adolfo Vaca Narvaja

“ “Ha llegado para ella el momento de escribir en el aire” Berguer

La Pandemia es esto tal cual lo describes. Frases, diagnósticos, especulaciones, proyectos, inversiones, protestas, encierros, discursos, banalidades, incertidumbre, parálisis. Ect. Pero es lo que tenemos que transitar. No hay un detalle de lo que dices que no sea verdad y es más, hay mucha bronca y totalmente justificada. Como ciudadana debes saber que estas cuarentenas traen secuelas sociales. Lamentablemente así lo está demostrando. ¡Cuánto dura?, ¡qué consecuencias trae?....¡que nos espera?. Solo Paciencia y esperanza. Nosotros llevamos ya 80 días de cuarentena y los ánimos se van caldeando. El Virus se pasea y se divierte mientras nosotros tratamos de sobrevivirlo
Buen reclamo en tu nota, dura y con realidades que duelen
Saludos
Responder
June 07, 2020
 

donbaldomero.

Gracias, Gustavo Adolfo.
Lo más trágico de todo es que el bicho este, que según los que saben, no es tan bicho que digamos, se mata de la risa mirando como los giles piensan que el gobierno va a parar solo la pandemia y no hacen nada para cooperar.
Responder
June 09, 2020

Maria Jose L de Guevara

Se debe ser valiente en la vida y afrontar las verdades. ¿ O solo le gusta recibir flores?
Responder
June 03, 2020
 

Para comentar debes estar registrado. Hazte miembro de Textale si no tienes una cuenta creada aun.

busy