• roberto mendoza
666
-
-
  • País: México
 
y abría mis fauces para tragarte entera y volverte vacío en mi interior, y   encontrar la nada ante mis ojos, Iluso perdido en  la idea  tu seguías ahí,  a veces  burlona a veces sarcástica  siempre cruel, vida…. vida…. has sido más miserable que mi ser  y he aquí una vez más tratando… tratando…  
Vida mía
Autor: roberto mendoza  275 Lecturas
   El agua fría y cristalina corría por tu cintura,  tu largo cabello se dejaba juguetear por el viento,  y  alegre él, lo rosaba cerca al agua;  que celosa, atrapaba sus puntas y las mojaba,  traviesa tu, sumergías todo tu cuerpo en ella,  que con rabia te apresaba queriendo no salieras, sin embargo con regia voluntad y alegría, emergías, cual diosa  de mis sueños ante mí, con tierna sonrisa me has robado el alma  con semejante momento he vuelto a creer bendigo las desgracias que he pasado mujer… mujer… mi diosa mujer.
Mi diosa mujer
Autor: roberto mendoza  294 Lecturas
  Sopor de esta mañana que delira mis sentidos Rapaz mi piel de la ternura de este viento que con caricias frescas me estremece plácidamente, y en su inocente vaivén juguetea con las hojas secas para después huir entre  los árboles con mis suspiros Sopor de esta mañana que delira mis sentidos Deseoso mi cuerpo de la tibieza del sol Que se filtra entre las ramas tímidamente  Y en mi rostro se refleja una sonrisa  Y entre el trino de las aves la esencia de lo divino Sopor de esta mañana que delira mis sentidos  
Fresca mañana
Autor: roberto mendoza  265 Lecturas
  una  mañana fresca, él se levanto como cuando te acuerdas de un pendiente, me vio a los ojos, sonrió y se fue a barrer el patio como nunca lo había hecho, rego las macetas, aquellas que habían quedado en el olvido, quizás pensó: -todavía se pueden salvar-, aseo el cuarto de pies a cabeza, encontró recuerdos y se puso a vivir en ellos, no termino la tarea, salió al pasillo, se sentó en aquella sillita que hizo en tiempos de ganas y pasó la mañana absorto en sus pensamientos, de pronto dijo: -luego vengo-; el día siguió apacible como pocos, de esos que hacen que tanta calma te pongan nervioso; cayo la tarde y el llegó contento, comió y después nos hablo de sus ayeres, de sus anhelos, de sus hubieras, y nos hablo de ella, su vida, a la que le había ido a pedir perdón, con la que había ido a hacer las paces, -mañana será diferente- dijo con alegría;  ya entrada la noche, el se había convertido en un recuerdo más. 
Pensamiento 2
Autor: roberto mendoza  262 Lecturas
   La forma en cómo deslizas tu dedo índice para quitarte el cabello del rostro  y volvértelo a acomodar sin perder la atención en no sé qué, con esa mirada miel profunda que desnuda mis secretos, la sutil gracia como posas tus labios sobre aquella fruta roja, pero que no se compara en jugos como los tuyos y el frenesí con el que arrancas trozos de deleite, hacen perturbar mi tranquilidad. 
Pensamiento 1
Autor: roberto mendoza  282 Lecturas
  Y sus lágrimas caían y carcomían mis manos y sentía el ardor de su alma, y no me importaba, quería ir más allá, escudriñar su interior,  desgranar,  profanar…  y por eso secaba cada lágrima con mis labios  para saber sus demonios, sus miedos…  y  degustarlos  y lamerlos uno a uno,   como un niño a su dulce hasta saciar su antojo,   y después,  arrancarle de un bocado sus tristezas  para vaciar su corazón y saciar mi morbo  y sonreírle y decirle que  no pasa nada,   que su consuelo soy.   
Su consuelo soy
Autor: roberto mendoza  352 Lecturas
  En esta obscuridad… Rasgo el canto de un grillo con mis palabras  tan tenues…  que se pierden en el silbido del viento; inmóvil…  percibo que no me escucho una a una caen mis lagrimas tan fuertes… tan ruidosas,  que el bullicio desaparece  y el silencio se hace presente, por un momento…  aquel grillo deja de cantar por un momento…  el viento ya no silba por un momento…  puedo escuchar mi voz y pronunciar tu nombre y quedar absorto en el  por unos momentos, por unos instantes; respirando profundo…  tomando fuerzas,  poco a poco… y  con furia romper el silencio maldiciendo tu nombre una y otra vez  gritándolo, hasta quedar cansado,  hasta quedar en paz hasta quedar otra vez en silencio solo por un momento, por un instante, porque otra vez, el viento y aquel grillo… vuelven a lo suyo, -ja-  
Por un momento
Autor: roberto mendoza  321 Lecturas
   Y ahí estaba cual quijote. Una y otra vez.  Defendiendo su razón,  vociferaba y manoteaba,  valiente él,  yo lo veía, y le aplaudía en silencio y deducía que quizás tuviera razón pero todos le reprochaban,  y sin decir palabra alguna, seguían su camino, más a él no le importaba y rompía en grandes carcajadas y más pronto que tarde quedar absorto en sus razones deduciendo, razonando su verdad, para después,   en sus ojos reflejar la perplejidad de su realidad de su error, de su duda, de su ilusión, pero ya no le importaba, y con una leve sonrisa  buscaba un cómplice, un confidente, un amigo de quimeras, pero donde lo encontrarás amigo mío que yo también peleo contra molinos.    
Quijote
Autor: roberto mendoza  307 Lecturas
   Quizás algún día, después de varios años de casados, vengan días en que no tendré las ganas de llegar a casa… ..para no tener  tu presencia a mi lado. Quizás me quedare sentado en cualquier parque hasta  que sepa que estas dormida…  ..para no escuchar tu voz.  Quizás le pondré más  atención a cualquier cosa, ó mirare la tv todo el día…  ..para no verte a los ojos,. Ó quizás te regale un perro para que tengas a quien tocar… ..y  no pretendas acariciarme más;   Quizás me asaltaran  preguntas como:   ¿Es esta la vida  que imagine contigo o tú conmigo?  ¿Cuándo te encontrare llorando en silencio a media  noche porque la persona que tu conociste ya no soy?, ¿Qué veces son las que te defraudare?,  ¿En qué momento dejaras de verme con los ojos llenos de ilusión y amor?  ¿Llegara el momento en que te odiare por la vida que no es?   Si pasara... .. ese día te abrazare y te diré: -quizás es la rutina la que me hace dudar-,  ó quizás te diré la verdad:  -que  ya no te amo más-.   
Quizás
Autor: roberto mendoza  409 Lecturas
  Esta habitación, alguna vez con vida, alguna vez con amor,  susurros de promesas y pasiones  se desvanecieron en ella,  hoy solo polvo queda,  y va  cubriendo poco a poco nuestras cosas… nuestros tesoros… nuestra historia…  un revés y un derecho,  otro revés y otro derecho de aquella araña,  que teje y teje sin parar,  ignorante… insensible..., en rincones de amor crea su nuevo hogar, ella… que laboriosamente  pone su velo a nuestro secreto… para ocultarlo más y más;  alguna vez calidez de amor en este lugar,  alguna vez tu y yo juntos, hoy solo yo, parado ante esta habitación sepulcral,  recordando lo que fue y lo que es…  el viento frío que entra a través de la ventana pega en mi rostro  y me dice que no hay nada más que hacer, nostalgia… nostalgia es lo que me hizo estar aquí.
Nostalgia
Autor: roberto mendoza  374 Lecturas
  Cuando los pétalos de las rosas  caigan, sé que me dirás adiós Clarividencia de una triste ilusión desde que te conocí Solo el susurro de tu voz recordare,  Dormiré un momento y cuando despierte… Sonrisas tiernas que adormecen mis sentidos Me pierden en un sopor traicionero Tu cualidad es la paciencia, tu engaño es la promesa Mi creencia eres tú y los pétalos  caen uno a uno ¿Esperaras  hasta que duerma  o  unos  pétalos más? Y sigues tú sonriendo con esa tierna mirada Y la realidad va  haciendo a un lado mi ilusión Y te vas desvaneciendo  ante mí, de mis manos, de mi vida De esta habitación que quedara fría sin tu calor Un último roce de tu dedos es lo dejas en mis manos Y quizás una sonrisa  al marcharte, que quieres, es mi ilusión Tarde ya es, afuera llueve, ya no estás, triste realidad Yo, las rosas y sus pétalos… ...siguen cayendo.    
 Rosas mi mano al borde  de la cama, haciéndome estremecer y quedar inmóvil en esta obscuridad.  Siento el temor que agita mi corazón y  me quedo pensando en ti. Quizás seas uno de mis miedos más profundos, o solo seas mi imaginación. La tentación me impulsa a querer voltear, pero no me atrevo, y siento un cosquilleo recorrer mi espalda haciéndome estremecer, mil imágenes se forman en mi mente y busco cual serias tu; absorto en este silencio, con la negrura en mis ojos, espero… espero… ¿subirás a mi cama? o te contentas con jugar conmigo, he pensado en no gritar, no sentir miedo, tan solo rendirme a ti, aceptarte; pero los nervios me matan, sudo frio… de pronto me susurras al oído, volteo violentamente y no estás, me quedo quieto… esperando el más leve sonido…  pero no te dejas escuchar y no te puedo tocar, tan solo me queda preguntar:  ¿vienes por mí hoy?  
Miedo mío
Autor: roberto mendoza  474 Lecturas
  -Hace tiempo ya  no veía la cara de doña Eugenia, de aquí a donde está su lavadero, nada mas veía borroso como una sombra pero sus ojos, su nariz, su boca, su cara pues, ya no la veía bien; y me asuste;  entonces  pensé: -¿será que vaya yo a quedar ciega?, ¡ay dios mío!, -entonces que me acuerdo que un día que iba en el carro con una muchacha; no sé que me salpico en el ojo, -una gota del veneno de una araña,- pensé, porque la vi ahí- y me empezó a arder, entonces mi amiga me dijo: -tállate  un ajo y veras como se te quita- y cuando llegue a la casa pues que lo hago. Así tantito talle la puntita del  ajo en la orilla de mi ojo que lo tenía rojo, y cada que me comía, yo me tallaba el ajo, ¡y pues sí!, se me fue quitando la comezón y lo rojo del ojo, -eso sí, ardía pero me hacia bien. Entonces dije: -ah, voy hacer eso del ajo, me acorde de eso pues, y me empecé a echar el ajo en los ojos, pues ya veía borroso y así, así  lo hice varias veces,  hasta que se me fue limpiando, y poco a poco se me empezó a quitar eso que tenía en mi vista, - y mira, ya nunca más volví a ver borroso, jaja jajaja. Por  eso digo que el ajo es bueno pues,- ¡a ver abre tu ojo y veras como te curas!-.    
El ajo de mi madre
Autor: roberto mendoza  409 Lecturas
Pínchame el corazón con esa aguja  que usas para bordar ilusiones pasajeras, cose y cose sin parar mujer que mis sueños apenas empiezan, sangra mi alma de niño como sangran tus dedos con cada pinchazo de frustración, borda en mí tus ilusiones que alguna vez fueron esperanza y quizás nunca llegaron, permíteme ser tu lienzo en el que liberes tus secretos, conocerte  es mi anhelo para comprender tu mirada tan distante a través de la ventana, linda mujer que no daría por tener tus años, linda mujer espera que mi deseo es este.  
Linda mujer
Autor: roberto mendoza  599 Lecturas
   No quisiera decirte que me siento mal al estar solo en esta habitación... son esas tardes en que el sol empieza a caer y se mete  insensible por el ventanal  hasta tocar  mi rostro.  Sentado al filo de la cama, taciturno, pienso  una y otra vez en como revelarte mis sentimientos,  pero no se expresarme  ante ti como lo escribo, si vieras los cientos  de hojas regadas por el piso, si supieras de todo lo que te puedo hablar a través de ellas,  si supieras la forma en cómo afectas mi vida, la  manera en que me haces sentir al ver cuanta alegría corre por tu ser y que tantas veces has querido que forme parte de ella ,como decirte que hay ocasiones en que  también lo anhelo, pero no creo poder lograrlo, tantos años con esta forma de ser...  con este mundo...en este cuarto que aborrezco...  que sin embargo sirve para ocultar mi  grisácea vida de todos . Pocas han sido las veces  que  me atrevo a dejarlo para asomarme unos momentos a lo que te hace ser la mujer que ilumina a este hombre  tan triste, tan lleno de terror a la vida... a ti... a mí... a los dos cuando estamos juntos. Tampoco quiero decirte que cuando cae la noche como hoy, envolviéndome con su manto frío  deseo  en verdad que aparezcas   para sentir la tibieza de tu cuerpo y abrigarme en  él  para olvidar esta obscura y voraz  frialdad, son estas horas  cuando llego a desnudar mi alma  y los sentimientos hacia ti en cada hoja que al leerlas no hacen otra cosa más que revelar lo infeliz que soy.   
confesión
Autor: roberto mendoza  444 Lecturas
 Eres como una gota de roció que has caído en el atardecer de mi vida para darle frescura a este marchito corazón. Un poco de alegría no está de más. Pienso. Quizás pueda afianzarme de tu juventud  para hacer esperar un poco más al ocaso de mis días, huelo el aroma de tu cuerpo y recuerdo mis tiempos primaverales, la esencia de tus besos me embriagan y me hacen sentir esos ayeres briosos cuando probaba  mieles de todas las flores, la vida palpitante que me ofrece tu cuerpo y la chispa de tus pensamientos inocentes me hace ver lo afortunado que soy; pequeña niña  sabes que distancia hay entre los dos, mas sé que te esfuerzas por acortarlo de muchas maneras,  con tus sonrisas pícaras, con tus desplantes de mujer madura, con tu gran experiencia dudosa de la vida segura de ti, quieres mostrar que el otoño lo comprendes  desde su fin hasta su principio seguro que no lo lograras pero  te has dado cuenta que vivir esta fantasía creada por ti es mejor que ver la realidad por unos momentos, yo sin embargo veo la verdad de nuestra relación...  ¡Vamos!. ¿Qué perro viejo dejaría pasar un buen manjar  que por lo que sea ha caído en su camino?  
pequeña niña
Autor: roberto mendoza  442 Lecturas
 Dicen que eras un buen hombre, que rebozabas de alegría. Dicen que todos te querían, que eras un pan de dios; aun se preguntan que te paso, algunos lloran por ti, otros te recuerdan con nostalgia. Dicen que no había nada que te perturbara,   que no tenias secretos...  no sé...     la abuela  dice otra cosa.  Dice que tu alma pena ,  que oye tus lamentos de dolor,  que no te fuiste bien, que arrastras tus cadenas de sufrimiento para que uno te escuche,  dice que será porque  dejaste las cosas inconclusas, dice que ella te veía cuando llorabas en silencio como un niño allá en un rincón del patio, cuenta de las noches que pasabas en vela con la mirada perdida en el suelo sentado en el banco de madera que el abuelo había hecho para mi, dice que cuando llegaba la noche a ella no le gustaba porque también llegaba tu tristeza y te ibas de este mundo, dice que cuando niño me acercaba,  tomaba  tu mano y te sonreía, que a ella le dolía porque veía que tú estabas tan distante de mí, que  no existía para ti... la verdad no  me acuerdo... o no quiero recordar de aquellas  noches cuando  te veía embriagándote en la desgracia y la lástima.
dicen de ti
Autor: roberto mendoza  416 Lecturas
 Deslizo mis manos en la tersura de tu piel y siento la tibieza de tus senos... entonces beso con suavidad tu espalda. y tu boca se abre para regalar un gemido de placer, te pegas mas a mi cuerpo para sentirme como te gusta y no paro de acariciarte y besar tu cuello tan delicado, de poco en poco te mueves cadenciosamente, empiezo a recorrer tu espalda con mis labios de arriba hacia abajo, sigo acariciando con mis manos tus lindos senos ya duros, acaricio tu cintura, tu vientre. llego a donde acabare. beso tus caderas, las muerdo suavemente, gimes más fuerte y me gusta, siento la tibieza de tus torneadas piernas que de repente me regalan un sutil temblor, al pasar cerca de tu paraíso ya dulcificado, mojo uno de mis dedos en él y lo acerco a mí, cierro mis ojos y huelo el aroma de tu  Edén tan rico tan embriagador que me hace probarlo y confirmar la  virginidad de tu cuerpo, no espero más, te recuesto suavemente, y así también voy acariciando  y abriéndome paso entre tus tersas  piernas con besos aquí y allá  que me van llevando poco a poco hasta  la fuente de mis deseos. Llego y  empiezo a probar  las mieles de tu ser  y a degustar con más pasión al sentir como tu cuerpo se retuerce con éxtasis y me regalas odas de gemidos llenos de placer y satisfacción.   
Disfrutándote
Autor: roberto mendoza  479 Lecturas
 Que porque permito el hambre, las guerras, las enfermedades todo lo malo que hay en este mundo, que porque eres desgraciado, que porque no voy en tu ayuda, que porque me ensaño contigo, con la humanidad, que porque el planeta está muriendo, que porque los he olvidado?... déjame decirte hombre; te deje un instructivo para que lo siguieras al pie de la letra y no pasaras lo que estás viviendo, pero que hiciste, te olvidaste de mi, dejaste de temerme, te sentiste independiente de mi, te sentiste dios; mas no lo eres y con la muerte de mi hijo reclamaste un derecho de gobernarte a ti mismo de  demostrar que yo no llegaría  hacerte falta, que en este mundo no hay lugar para mi. Gritaste: -¡el hombre puede regir su mundo, tu no existes!. Y dije: - sea pues, esta será la era del hombre gobernada por sí misma en la cual yo no estaré asi es que hoy te digo: lo que sufres  ¿no es el resultado de la manera de regir tu vida,  tu nación, tu mundo?  Entonces HOMBRE porque me dices que soy injusto.
hoy te digo
Autor: roberto mendoza  443 Lecturas
 Déjame probar de tus secretos mas íntimos que quiero conocer tu verdadero ser, deja alimentarme de esos sueños tuyos que escondes en la almohada, dime a que saben tus pensamientos cuando estás tan distante de este mundo, saboréame de esos anhelos guardados en esa cajita de madera que nunca sueltas, empalágame con tu vida y sonríeme sin tu saberlo, tan solo soy un simple vigilante que se pregunta qué harás hoy.
Dejame
Autor: roberto mendoza  604 Lecturas
+
 Imágenes olvidadas de mi infancia que he ido recordando, no sé porque, pero poco a poco  van tomando su lugar en los espacios que me preguntaba que había pasado ahí en mi niñez, me pregunto porque ahora, si mi vida ya está en el atardecer de su día, que caso tiene... quizás he dejado de pelear contra mi mismo, se ha acabado el coraje y me estoy abriendo al mundo, será que estoy encontrando algo de paz... todo va cayendo en su lugar; ya no guardo rencor, despacio voy  comprendiendo porque sucedieron las cosas, algunas de ellas no debieron ser así, otras no había forma de evitarlas , por todo y otras cosas más es el resultado de la vida que he llevado y la comprensión de estas mismas me ha ayudado a mejorar algunas partes de mi, otras que no pude quitar desaparecerán con el fin de mi existencia, sonrío en estos momentos de silencio en el que escucho mi humanidad y hago reflexión de ella misma, acepto las cosas como fueron y como son, sorbo el último trago de agua y continuo mi camino hacia el ocaso.
Reflexión
Autor: roberto mendoza  565 Lecturas
+++++
 Pequeña criaturita que hurgas  dentro de  mi cabeza para alimentarte de paranoias creadas por  mi  loco, rascas aquí , rascas allá y desesperas por no encontrar, rascas más adentro con saña y no aguanto y rasco yo también con ganas y con singular placer,  quiero entrar y sacarte y rascarte hasta saciar esta comezón ,  has llegado hasta mi corazón y quiero llegar yo también y rascarte allí, no sabes que desesperación no poder alcanzarte, me haces gritar de angustia  y rasco mas y mas,  maldito engendro juegas conmigo  y te escondes por todo mi cuerpo pero no sabes que siento por dónde vas,  no puedes ocultarte,  sigo rascando  y se que estoy haciéndote  daño , estas sangrando y no descansare hasta  desaparecerte , lo estoy logrando  empiezo a sentir tu agonía  placentera  que se va convirtiendo  en un dolor insoportable , creíste que no te iba alcanzar... pero te he atrapado en  mi mente,¿ verdad que son deliciosas mis paranoias?  no puedes negarte a ellas, son tu alimento criatura insaciable;  si no puedo sacarte a rasguños entonces  azotare mi cabeza hasta que se parta en dos,  te veré en suelo retorciéndote de dolor,  te tomare y te comeré poco a poco  y entonces me alimentare de tu indolencia  pequeña criaturita. 
  tengo  unos minutos  de fuga ,en la mano un vaso de anestesia para los placeres  íntimos de mi vida, en donde la música  es abanico de mi sentimientos  y  en el lugar  en que me encuentro un refugio de mi pesar, apago  la luz para sentir  este aturdimiento;  en los inter de cada canción llego a escuchar los ruidos  que provoco  y  llega a mi mente la existencia de mi ser,  solo en estos momentos me doy cuenta de que existo.
existo
Autor: roberto mendoza  455 Lecturas
 Gotas de sudor cayendo en la cama, Mis manos que recorren tu espalda al vaivén de tus caderasSeñor soy de esta oportunidad anhelada.Cuantas veces te desee conmigo Cuantos desplantes arrogantes de tu parte Cuanta paciencia la mía;Gimes de placer y pides lo que te doy¿Cómo acabaste aquí?, quizás te preguntes, ¿Alguna vez te lo imaginaste? ja.Yo sí.. Muchas veces y no perderé el tiempo preguntándome que pasara mañana, Este es mi momento y hare que se convierta en el tuyo.
al fin
Autor: roberto mendoza  468 Lecturas
 Mira mi corazón antes de morir, Dolor...  tristeza... agonía... Toma un momento para reflexionar¿Esta es nuestra verdad?  ¿Solo muerte?Cayendo esta mi cuerpo, aun mi alma se aferra...Ante mis ojos pasan nuestras vidas¿Esperanza? ¿Dónde está?Solo tú y yo ahora. Oigo el trinar de las aves, el susurro del vientoLa tranquilidad de la muerte que Me cuenta un secreto y dice que lo calle;Todos llegaremos aquíDeja de llorar, seguiré contigo...Sigo oyendo el cantar de las aves¿Donde estas?, solo escucho tus sollozos,Que  se pierden  a lo lejos como una suplica Mi último aliento se desvanece Y tus lágrimas terminan por apagar la tibieza de mi cuerpo   
agonia
Autor: roberto mendoza  443 Lecturas
 Un poco de yogurt en tus senos, un poco de chocolate en tu vientre, un poco de almíbar en tus piernas, un poco de miel en el  paraíso, endulzado estoy de los sabores de tu cuerpo, mas no de tu piel.
endulzado
Autor: roberto mendoza  549 Lecturas
+++++
Recuerdos de tiEstoy   parado frente a tu tumba...  y solo veo un montón de tierra.., que te digo.., no sé..,  que hago.., no sé..,  quiero llorar pero no puedo, las lagrimas no aparecen, sé que tu cuerpo está ahí pero no siento  nada,  tan solo permanezco inmóvil viendo la tierra y las flores que me dicen que te han visitado..,   absorto  estoy en la nada de mis pensamientos, en la quietud del cementerio que no deja que el tiempo pase , no llegan a mí las palabras que dijimos, las promesas que nos hicimos, los  momento que vivimos..,  no sé cuánto ha pasado..,  empiezan a caer las primeras gotas de lluvia que me hacen reaccionar un poco;  alcanzo a pronunciar   tu nombre  tratando que en mi mente tome forma todo lo que significaste alguna día, pero  no responde, solo vuelvo  a decir tu nombre  y vuelvo a quedar perdido en la nada..,  como describir esto que no siento ó que estoy sintiendo, busco palabras, busco emociones, busco recuerdos, escarbo en lo más hondo de mí  y no te encuentro, donde te he escondido, donde deje los recuerdos de nuestra vida.  ¿Los estoy evadiendo  con los quehaceres de la cotidianidad?, ¿me engaño y vivo una realidad ficticia? O quiero que esos momentos permanezcan bloqueados, porque si los llevo a flote  llorare por ti porque entonces me harán saber que ya no estás más aquí y que  solo eso es lo que me queda... recuerdos de ti.  
recuerdos de ti
Autor: roberto mendoza  424 Lecturas
 Nuestra madre tierra  abre su interiorY abraza lo que alguna vez existióMentiras y verdades ¿para qué?   No sirvenLagrimas y pesares   ¿de qué?   Más vale callar en esta horaCenizas somos al final de cuentasY  un beso que se pierde En el cuerpo inerte y frioUna caricia sin respuesta,Una lagrima que cae con mil palabras    el sollozo de la inocencia buscando  cobijoen los breves momentos de felicidad .demasiado tarde para los hubieras, que cada quien camine con su doloren vida seria, en vida seria.......
en vida...
Autor: roberto mendoza  501 Lecturas
A veces ella me decía: -mejor no hubieras vuelto, a que vienes, te hubieras quedado donde estabas,  era cuando yo me iba con mi tío y una primas  a trabajar fuera, y yo le decía: si no vine por ti, no vine a verte a ti, vine a ver a mama y además que bien comes lo que yo trabajo no? Que bien te llenas la panza,  ahí si no dices nada no? Que crees que no mas estoy como tu, aquí en la casa, - esa vez no se había dado la milpa, se echo a perder,  lo único que se dio fue los frijoles que se habían sembrado y antes de irme dije: voy a recoger aunque sea esto pa' que haya pa comer y luego me voy.   Yo me iba con mis primas y con mi tio y otros pariente que nos juntábamos para ir a trabajar fuera a otros campos, mi tío fue muy buena persona conmigo, el era bueno conmigo... como me cuerdo de él.-  esa vez que me volvió a decir mi hermana asi, no le dije nada. -namas que se acerque y le voy a dar uno pense,  que le suelto un manaso mero en la boca y que le doy otro y que le digo: cállate! Mju - no dijo nada, namas me dijo le voy a decir a mama,  - dile...  -y yo le digo que me dijiste a ver que dice-,  creo que ni le dijo nada porque ya no me dijo nada mi mama.
 Me acuerdo que cuando estaba chica mi mama agarraba sus cosas y se iba,   se llevaba a mi hermana y a mi me dejaba, quien sabe porque, y yo la seguía llorando porque no quería que me dejara, eso hacia cuando se enojaba con mi papa. Una vez así hizo, agarro sus cosas y se fue a sentar afuera de la casa, donde había una piedra con mi hermana, yo me puse a llorar porque ya sabia que se iba a ir, cuando llego mi papa le dije lo que hacia mi mama , que se llevaba a mi hermana y a mi me dejaba, entonces el se enojo y que la mete a la casa, mi papa era de esas personas que aguantaban bastante pero cuando se le acababa la paciencia... mju,  se enojaba mucho, que le dice a mi mama que si no estaba loca,-.¿ Que nomas una hija es tuya o que eh?  ¿Nomas una hija tuviste?  ¿Contesta?  Que se empiezan a pelear y a decir de cosas y yo me salí mejor afuera y mi hermana se quedo dentro, de repente sentía que yo había sido la culpable de lo que estaba pasando, cuando escuche la voz de mi hermana que le dice: ¡déjala la vas a matar, que no ves que ella nos hace de comer , ella me cuida , ella lava la ropa, la estas lastimando,. Entonces que entro y cuando vi,  mi papa tenía sus manos en el cuello de mi mama y la estaba ahorcando muy fuerte  que hasta ya estaba tosiendo, cuando oyó mi papa lo que le dijo mi hermana, creo que reacciono y entonces la soltó, con eso tuvo mi madre porque nunca más volvió a irse
ella... 1
Autor: roberto mendoza  464 Lecturas
 Calla y pon atenciónPorque escucharas el susurro del vientoDice que lleva el dolor de mil almasOye como los perros le ladran a la muerteQue pasa inmutable con lamentable tajadaSiente como se  estremece tu cuerpo  cuando ella te acariciaTan solo es un recordatorio de que siempre  estará  esperandoNo te aterres aún no es tiempo, al menos para tiContinúa tu camino y disfruta tu existenciaTiempo a la vida y tiempo a la muerte,No lo olvides
no lo olvides
Autor: roberto mendoza  415 Lecturas
DESAYUNANDO TU VIDAOtra mañana más,  el mismo maldito sol,  Ya nada nuevo, ¿Que desayunaras hoy?65 años revueltos o estrellados Acompañados con unas rebanadas de alegríaJugo de todas tus frustraciones,Pan del sin sabor de la vidaPuestos en tu mesa de la resignaciónSentado en los pocos anhelos jamás cumplidosCon vista a la ventana de la desilusión.De fondo musical ?  Canciones  de tristes recuerdos de  tus soledades cultivadas, buen provecho.
 DEJAMEDéjame por favor¿Que no sabes cuánto sufro?Por tus ausencias y presenciasPor tus idas y venidasQue ya no aguanto más...Que queda decir De este amor agonizanteQue sus ayeres tan lejos vanCuando tibiezas y sonrisas eranNublados los días son ahoraDéjame por favorPero duerme por última vez a mi ladoY a la mañana siguienteTu aroma me quedaraComo un recuerdo de tu existenciaQue nunca desaparecerá 
DEJAME
Autor: roberto mendoza  402 Lecturas
 No tengas miedo, no te hare daño, jamás lo haría.Es solo que.... Mis demonios están saliendoDeberías irte..., mas no sabrías como soy ¿Quieres conocerme? Quédate¿Quieres seguir creyendo en una ilusión? VeteEspera, ya va empezar la función, sugerencia:Tapate los oídos para que no los mancilleCon la podredumbre de mis palabrasCierra los ojos que no te gustara verLo grotesco de mi rostro,  No hables que tus palabras serian en este momentocuchillos filosos que lacerarían mi serpermanece inmóvil para no saber que estas ahí¿lo tolerarás..? Quien sabe y sobre todo¿Seguirás conmigo o te irás?No, no es un viaje a mi interior es una erupción que no puedo contener...desgarro mi voz, brotan lagrimas negrasme revuelco con mis demonios te has ido que mas daes una catarsis, la necesitotarda un poco pero es necesarioestá pasando, me siento mejor han desaparecido, estaré en paz por un ratoque lastima que no te haya gustado conocermesi supieras cuan dulce soy... pienso¡hola! Escucho atrás de mi, volteo sorprendido¿Algún demonio más? Respondo Y encuentro tu figura recargada en la puerta Con tus manos entrelazadas al frente, Tu, sin quitarme la mirada de los ojos,Tu cabeza un poco inclinada hacia la izquierdaY una sutil sonrisa de comprensión y complicidad¿Ya estas mejor? PreguntasAún sorprendido pero comprendiendo tu presenciaTe contesto: mejor y más estando tu aquí,Vienes a mí, te inclinas, me tocas el rostroY depositas un beso en mis labiosY entonces me haces otra pregunta:Ahora ¿ tu quieres conocerme a mí..?  
SOCIEDAD Y MIERDAPagas el precio por tu indiferenciaSufres por tu cobardíaTienes lo que te merecesSociedad egoísta y mediocreTe quejas y no haces nadaCriticas en anonimatoTe desahogas y sigues tu vidaQue otra cosa te queda hacer?Levantar la voz, Para qué?Sacudirte la mierda, para qué?Te has acostumbrado a ella tan solo te cae más, y que haces?Te quejas pero te acomodas.A que le tienes miedo? A perder lo  mediocremente poco que posees?Por no gritar que no estás de acuerdo con lo que te sucede, no eres tonta, Eres inteligente, pero creo que has encontrado confort en esta mierdalo que te detiene a quitártela, no es el valor, no es la muertees el miedo a perder todo y la incertidumbre de no saber qué hacer!despierta y camina!0reclama lo que te correspondehazte valer por lo que eres y no por lo que te has convertido¡grita y hazlo saber! ¡Que ya no mas, que ya basta de esta mierda de gobierno que existeporque lo has permitido?Hasta cuando sociedad mía 
SOCIEDAD Y MIERDA
Autor: roberto mendoza  438 Lecturas
 Hiel o mielEn qué momento dejaste de amarme o quererme, Si en alguno de los dos fue el caso, Como es que llegamos hasta esta situación de odiarnos... quizás.Lo que confirma lo que siempre he sostenido:Los detalles o las cosas  por las que te llegan querer, son los motivos después por los que te llegan a aborrecer...¡qué paso?  Dejamos que la rutina  hiciera olvidarnos de nosotros,O perdimos el interés por cada quién al sabernos ya segurosde que nos teníamos ?..¡Porque no te vas!?  Porque sigues aquí,  porque no me puedo ir?Que me detiene, ¡que nos detiene, Alguna migaja de esperanza? La costumbre?  el miedo?...  o nos mantenemos atadosa una triste ilusión de una familia inexistente, ¡dime qué es?...A veces digo que hermosos son los días cuando eres toda mielEntonces pienso: ¡te quiero! pero que amargos son los otros cuando me embarras en tu hiely digo: ¡púdrete!.. ¡es tan desgastante!  Que ni siquiera me quedan fuerzas para ¡gritártelo!y... tan solo me quedo sentado en este rincón Escribiendo mi cobardía y esperando que amanezcapara saber que me darás: hiel o miel.
hiel o miel
Autor: roberto mendoza  444 Lecturas
Es tarde, empieza a obscurecer, hoy es luna llena Y empieza a asomarse, corre un viento algo frio Debiera apresurarme, pero camino despacio Siento el aire en mi rostro y lo disfruto Es un frio acariciantemente cálido Ya veo mi sombra, es mi compañera El camino es terroso y serpenteado Digno de un monte muerto No tengo prisa, solo quiero detener un poco el tiempo Me siento confortablemente aturdido, Sé que ella me espera, pero aún no quiero llegar, De estas noches; pocas. Me detengo a medio camino Dejo que el frio me abrace por completo y Siento que mi ser queda flotando en esta hermosa noche Luna no me envidies este momento Si sintieras, entenderías, Sigue iluminando mis pasos que se acaba mi camino Ya no tardo en llegar, ya veo tu silueta Que se va aclarando a cada paso, Descubro tu sonrisa, Tu tan hermosa y tan atenta de mi Vienes a mi encuentro, me abrazas Y siento la tibieza de tu cuerpo Que hace más rico el frio que traigo ¿Qué tal tu paseo? Preguntas y yo contesto: Delicioso.
un paseo
Autor: roberto mendoza  456 Lecturas
Me he despertado, me siento extrañopues la noche ya ha caido,tengo los ojos fijos en un solo lugar......  solo pienso....Te he dedicado este momentote recuerdo... no se porque te buscoquizas me aferro a ti para huir de mi soledad,tal vez me gustas,tal vez me estoy acostumbrando a verte.Eres la unica mujer con quien hablo,oigo el cantar de los grillosel frio me cobija y la tristeza me embargadime, tu tambien piensas que estoy loco? mis ojos se llenan de lagrimas, afuera empieza a llover, grito mi dolor y no se escucha, se desvanece en esta obcuridad, quiero hallarte, a donde te has ido? es que tampoco me comprendes mi cuerpo esta temblando, todo me da vueltas,no se que hacer la puerta se abre, la luz me ciega y solo veo una silueta, me abandona la vida, estoy cayendo, me llamas como me conoces, siento una caricia y mi cuerpo se estremece, seras tu?  
seras tu?
Autor: roberto mendoza  487 Lecturas
+++++
Qué jodido cuando empiezas a sobrevivir  de tus recuerdos a temprana edad para hacer llevadero tus días grises, qué jodido cuando te das cuenta que dependes de cierta persona para sentirte vivo, jodido porque si darte cuenta te vuelves un ser agrio, con tu rostro de perro callejero en que se ve marcada la frustración de tu vida y a cada paso arrastras toda tu amargura dejando las huellas de tu infeliz existencia y aunque quieras no puedes retroceder,Jodido porque tu presente no tiene nada de bueno que  el gato te reclame ni por instinto,Jodido porque como perro apaleado  le aúllas al futuro esperando encontrarla para sentir que vuelves a respirar, que jodido que aun  lo pidas cuando  no quieres saber que has dejado de existir en ese mundo y te sigues aferrando a un sueño iluso que ya no existe más que en tu jodida existencia, y más jodido que estés sentado frente a esta hoja desahogando tu sentir porque ya no tienes otra cosa que hacer,  más que compadecerte de tu jodida persona.    
que jodido
Autor: roberto mendoza  490 Lecturas
  Hay veces que  la desidia y la indiferencia son el pan de esos días,  no hay un mañana, sí un pasado del que quiero escapar y  un presente que trato de  acabar con tragos de alcohol; del que quiero matar sus segundos, sus minutos, sus horas, del que quiero desaparecer, del que no quiero sentir nada, donde las cosas  quedarán en el pasado para no sentir la presión, la preocupación, el hartazgo de ellas mismas, quisiera quedarme suspendido en el aire y que el viento me llevara a donde sea, perderme y huir de este hastío de mi mismo, deshacer esta humanidad, desaparecerla y después… darme paso otra vez para volver a tomar el camino al siguiente día, diciéndome hoy, que no es más que otra crisis y que ya pasara.
crisis personal
Autor: roberto mendoza  456 Lecturas
<< Inicio < Ant. [1] 2 Próx. > Fin >>

Seguir al autor

Sigue los pasos de este autor siendo notificado de todas sus publicaciones.
Lecturas Totales17826
Textos Publicados42
Total de Comentarios recibidos27
Visitas al perfil5163
Amigos10

Seguidores

Sin suscriptores

Amigos

10 amigo(s)
MANUEL JESUS LOPEZ GRANADOS
Gerardo Llamozas
María Ester Rinaldi
Victor Dorso
estefani
Guillermo Capece
Verano Brisas
Eliza Escalante
Turmalina
José Luis Marrero
  
 
666

Información de Contacto

México
-
-

Amigos

Las conexiones de 666

  EL VAPORINO
  Gerardo Llamozas
  Marité
  VictorDorso
  _Gabi_
  GuillermoO
  veranobrisas
  efimero
  Turmalina
  jose luis santiago